El precio del barril de petróleo cayó hoy más del 5%, luego de que el Fondo Monetario Internacional (FMI) redujo sus previsiones de crecimiento económico y advirtió sobre un aumento de la inflación en todo el planeta.

El barril de la variedad WTI cayó 5,3% y cerró en 102,50 dólares mientras que el tipo Brent bajó 5,2% y se pactó en 107,30 dólares, según cifras suministradas por el New York Mercantil Exchange (NYMEX).

La caída de precios se produjo en un contexto de menor producción por parte de los países exportadores de crudo nucleados en el cartel de la OPEP+ y las interrupciones en el suministro causadas en el algunos países debido a acontecimientos políticos.

Las sanciones impuestas por los Estados Unidos y la Unión Europea al Kremlin provocó que, al disminuir la producción rusa, desaparecieran del mercado casi 1,5 millón de barriles diarios.

Aún así, las perspectivas de menor crecimiento económico y la aparición de un nuevo brote del coronavirus en China, sustentaron la contracción de precios.

La OPEP+ acordó el mes pasado un aumento mensual de la producción de petróleo de 432.000 barriles diarios, a partir de mayo, resistiendo la presión de los principales consumidores para que se bombee más.

El FMI recortó en un punto porcentual su previsión de crecimiento económico mundial, como consecuencia de la invasión de Rusia sobre Ucrania y advirtió que la inflación es ahora un "peligro claro y patente" para muchos países.

La posibilidad de una aceleración del ajuste de la tasa de interés por parte de la Reserva Federal (FED) también contribuyó para un fortalecimiento del dólar en desmedro de las materias primas.

El presidente de la FED de Chicago, Charles Evans, señaló que el organismo podría elevar el rango de su tasa de interés hasta un 2,25%-2,5% a finales de año, pero si la inflación sigue siendo elevada probablemente el ajuste sea mayor.

El presidente de la Fed de St. Louis, James Bullard, se pronunció por un ajuste del 0,75% en la tasa para la próxima reunión de mayo y ratificó su postura para alcanzar el 3,5% para fin de año, en la tasa de interés de referencia, con el objetivo de reducir los niveles de inflación que son los más elevados de los últimos 40 años.

Por su parte, los contratos de gas natural cayeron en línea con el crudo casi un 8% y se pactaron en 7,20 dólares por millón de BTU.

Finalmente, el oro también acusó la fortaleza del dólar y su precio bajó 1,8% para negociarse en 1.951 dólares, abandonando por el momento la pretensión de alcanzar la cota de los 2.000 dólares por onza. (Télam)