Las exportaciones de medicamentos totalizaron US$ 84,5 millones en el primer bimestre de 2021, con una suba del 14,8% en valores y del 65,4% en cantidades con respecto a igual período de 2020, de acuerdo a un informe de la consultora Investigaciones Económicas Sectoriales (IES).

Durante 2020, la producción de productos farmacéuticos se vio favorecida, ya que los efectos de la pandemia generaron una mayor demanda de productos medicinales, principalmente en lo que respecta a aquellos destinados a contener los efectos del Covid-19.

El director de IES, Alejandro Ovando, dijo que a pesar del incremento en volúmenes "el comercio exterior continúa siendo deficitario en valores, debido, principalmente, a la diferencia entre el alto valor agregado de las compras externas frente a las exportaciones de medicamentos genéricos".

En cuanto a la producción farmacéutica, durante 2020 logró una sustancial expansión del 4,8%, impulsada por los efectos de la pandemia y la necesidad de abastecimiento de medicamentos al mercado interno.

Por otro lado, durante el primer mes del 2021, se pudo conservar la buena dinámica del año pasado y el IPI Manufacturero de productos farmacéuticos creció un 7,5% interanual respecto a igual mes de 2020.

Por el lado del comercio exterior, el sector se caracteriza por ser tradicional y ampliamente deficitario en términos comerciales medidos en valores, mientras que al observar las toneladas, Argentina pasa a ser superavitario.

Las exportaciones de medicamentos totalizaron USD 84,5 millones en el primer bimestre de 2021, con una fuerte suba del 14,8% en valores y del 65,4% en cantidades, con respecto a igual período del año 2020.

La diferencia en las variaciones de los valores y las cantidades se debió a la fuerte caída del 29,3% en el precio medio de exportación en el periodo analizado.

Con respecto a las importaciones, en el primer bimestre de 2021, las compras externas de medicamentos llegaron a USD 355,4 millones, con una leve suba del 0,3%, que significó una caída en las cantidades del 8,9%, con respecto al primer bimestre de 2020.

Con respecto al precio medio de importación, se incremento en un 6%, en relación a igual periodo de 2020.

En cuanto a las ventas, en 2020 lograron crecer en términos interanuales en diez meses, lo que demuestra una fortaleza respecto a lo ocurrido durante 2019, con una suba nominal acumulada del 50,2% y del 6,4% en cantidades.

Esto puede deberse a distintas cuestiones: "en primera instancia durante el año previo a la pandemia se observó una fuerte merma del poder adquisitivo por la recesión, que impactó en la demanda de medicamentos, cuyo precio se elevó notablemente".

En 2020 y a pesar de la pandemia, "hubo una menor caída del salario real, a lo que se sumó un descenso del consumo en servicios que pudo ser reorientado en parte hacia medicamentos, lo que se sumó el acuerdo de precios entre los laboratorios y el Gobierno hasta septiembre".

Sin embargo, el trabajo aclaró que "a partir del incremento observado en los precios desde octubre, las ventas sectoriales fueron perdiendo fuerza y desaceleraron su ritmo de crecimiento". (Télam)