La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) informó hoy que durante el año pasado se resolvieron 56.119 expedientes de sentencias judiciales, por encima de los 55.412 trámites resueltos en 2020.

De este modo, durante la actual gestión y pese al contexto y las dificultades generadas por la pandemia de Covid-19, la cantidad de expedientes de sentencias resueltos se incrementó en un 22 por ciento con respecto a la administración del gobierno anterior.

Entre 2016 y 2019 se resolvieron en promedio 45.839 expedientes de sentencias judiciales por año, mientras que entre 2020 y 2021 el promedio fue de 55.766 expedientes.

En un comunicado de prensa, la Anses recordó que a diciembre de 2015 existían en el organismo un stock de 41.460 expedientes de sentencias firmes pendientes de pago.

En tanto, la gestión anterior de gobierno generó en sus 4 años de gobierno un aumento sustancial del stock, llevando ese número a 97.385 expedientes pendientes de liquidación a diciembre de 2019.

Tras dos años de reforzar el trabajo en esta área, la actual gestión logró reducir el stock a 82.472.

Click to enlarge
A fallback.

Es decir, que mientras que entre 2016 y 2019 el stock se incrementó en un 135 por ciento, en dos años la actual gestión redujo un 15 por ciento la cantidad heredado del gobierno anterior.

Por otra parte, entre los años 2020 y 2021 se incrementó significativamente la cantidad de expedientes liquidados dentro de los 120 días. Es importante destacar esta sustancial mejora en la eficiencia de la gestión, dado que la reducción de plazos en la liquidación genera un enorme ahorro fiscal en concepto de pago de capitales e intereses de los retroactivos.

Por esta razón, ANSES resolvió y puso al pago un récord histórico de sentencias judiciales, con una ejecución más eficiente de los recursos públicos. (Télam)