El Gobierno nacional adoptará un conjunto de medidas para contener la suba de precios en el sector de la alimentación y garantizar el abastecimiento de mercancías, insumos y bienes industriales, con la idea de bajar la inflación y recuperar el poder adquisitivo de los salarios.

Así se acordó en la reunión de gabinete económico que se desarrolló hoy en Casa de Gobierno, en la que se definieron nuevas medidas como parte de "un esquema que promueve la eficiencia, la competencia y el aumento en la oferta de productos en diversos rubros de la actividad económica", se explicó oficialmente tras el encuentro.

Estas iniciativas se dan en el marco de las acciones ordenadas ayer por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien instruyó a los inspectores de la AFIP para que exijan el real cumplimiento del programa de Precios Máximos, y determinó que se cumpla estrictamente con la aplicación de la ley de abastecimiento, y la posibilidad de aumentar las sanciones para aquellos que la infrinjan.

En ese sentido, el Gobierno Nacional dispuso un conjunto de medidas, que se irán reforzando y complementando en los próximos días, manteniendo el compromiso de buscar una reducción de la inflación gradual y consistente, junto a una recuperación del poder adquisitivo.

Fuentes oficiales explicaron que el detalle de las medidas incluye, por ejemplo, para el sector de carne vacuna mayores requisitos para la exportación, nuevo registro de exportaciones, la creación de una comisión mixta interministerial y organismos de control para actualizar precios de referencia de exportación, nuevos acuerdos de abastecimiento, un sistema móvil de comercialización y establecer un troceo para la venta.

Para la producción avícola, en tanto, se dispondrán compras de maíz con cobertura para sostener el precio del pollo en los valores actuales hasta fin de año, se adelantó.

En cuanto a los insumos industriales, se buscará un compromiso para sostener el precio vigente al mes de marzo hasta fin de año de insumos industriales de uso difundido y de la construcción para los sectores productores de insumos textiles, cueros, madera, celulosa papel, plásticos, químicos, hierro y acero, caucho y aluminio, cartón, vidrio y cemento.

En el segmento de electrónicos, el Gobierno pretende mantener fijos los precios actuales, hasta fines de octubre, con los principales fabricantes y cadenas de comercialización de productos de electrónica y electrodomésticos, y a la vez promover ofertas especiales para telefonía celular, TV y computadoras a precios accesibles.

Para frutas y verduras, se avanzará con el Programa Mercado Federal Móvil, que permitirá acceder a productos frescos a precios mayoristas, y se creará un Centro de abastecimiento en Parque Patricios para abastecer con precios mayoristas.

También se lanzará el Programa PYMES en Góndolas, en el marco de al nueva Ley de Góndolas vigente, y se dispondrán cinco líneas de financiamiento por $4.800 millones para financiar a pymes, cooperativas y agricultores familiares.

Finalmente para fortalecer las inspecciones, se incorporación de 500 nuevos fiscalizadores para fortalecer las tareas de control, y se fortalecerá el funcionamiento Sistema Informativo para la Implementación de Políticas de Reactivación Económica (SIPRE), para monitorear de manera más precisa la evolución de precios y abastecimiento de mercados.

También se adelantó que se inicia el control de rotulados de productos para impedir ventajas comerciales mediante distorsiones y se pone en funcionamiento el Observatorio de Precios.

Del encuentro encabezado por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, participaron los ministros de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra; la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco; la secretaria de Comercio Interior, Paula Español y de manera virtual lo hizo el titular de la cartera económica, Martín Guzmán. (Télam)