El Poder Ejecutivo de La Pampa realizó contratos en 2020 para afrontar la emergencia sanitaria declarada por la pandemia de coronavirus con una inversión cercana a los $ 1.300 millones, indicó hoy el Tribunal de Cuentas provincial.

A través de un comunicado oficial, el Tribunal de Cuentas de la Provincia informó que el Gobierno pampeano, a fin de afrontar la emergencia sanitaria, durante el 2020 realizó contratos por una inversión de 1.277.544.960,97 pesos.

De ese total, detalló que el 72,38% fue pagado, el 21,96% se encontraba pendiente de pago al 31 de diciembre y el 5,66% corresponde a contrataciones rescindidas.

El informe dividió la información de los gastos de acuerdo con las distintas fases de la pandemia y al respecto indicó que los pagos en la Etapa Preliminar (nueve días, comenzó el 11 de marzo de 2020) representaron $ 52,2 millones (6%); para la Etapa de ASPO (79 días, comenzó el 20 de marzo) 413,8 millones (45%); para la Etapa de DISPO (104 días, empezó el 8 de junio) 169,8 millones (18%); y para la Etapa de ASPV (101 días, comenzó el 21 de septiembre) 288,6 millones (31%).

En tanto, el 71% de los gastos pagados en 2020 correspondieron a gastos corrientes (bienes de consumo e insumos médicos, barbijos, alcohol en gel, productos alimenticios, servicio de limpieza, reactivos y test, alojamiento) y el 29% a gastos de capital (unidades modulares, unidades de terapia intensiva y camas, equipamiento médico, de laboratorio e informático).

Los gastos de capital fueron más importantes en la primera etapa y los corrientes en las siguientes: los de capital representaron el 91% en la Etapa Preliminar y a partir de la Etapa ASPO los corrientes representaron el 75%, en la Etapa DISPO el 71% y en la Etapa ASPV el 76%.

De lo pagado durante la pandemia en 2020, el Tribunal de Cuentas informó que $ 864,1 millones correspondieron al área de Salud; 20,7 millones a Desarrollo Social; 20,7 millones a Educación; 13,9 millones a Seguridad; 4,6 millones a Modernización y 446 mil a Contaduría General. (Télam)