Legisladores nacionales jujeños celebraron hoy la media sanción que dio la Cámara de Diputados a la denominada ley "Zonas Frías" que reduce las tarifas de gas en conglomerados donde se registran bajas temperaturas, que comprende también a localidades de la Quebrada de Humahuaca y la Puna.

La diputada nacional del Frente de Todos, Carolina Moisés, valoró la aprobación de la norma que beneficia en Jujuy a "los departamentos completos de Susques, Santa Catalina y Rinconada" y resaltó que la iniciativa "también incorpora en el mismo régimen a más localidades que ya estaban contemplados de la Puna y Quebrada, como Cochinoca, Humahuaca, Tilcara y Yavi".

"Seguimos avanzando para reconstruir la Argentina con políticas de Estado regidas por criterios de justicia, federalismo y equidad como ésta", añadió.

El diputado nacional de Juntos por el Cambio, Jorge Rizzotti, indicó junto a sus colegas Gabriela Burgos y Osmar Monaldi, que su "pedido de abarcar a la totalidad de los Departamentos de la Quebrada y Puna fue atendido".

La Cámara de Diputados de la Nación ya envió al Senado el proyecto que busca reducir las tarifas de gas de las denominadas zonas frías o de baja temperaturas de diversos conglomerados del país para beneficiar alrededor de 3 millones de personas.

En Mendoza, referentes políticos y asociaciones de consumidores recibieron con optimismo la media sanción que tuvo el proyecto que reduce la tarifa de gas en las regiones denominadas zonas frías en que se prevé una rebaja del 30% y 50% sobre las facturas de gas, de acuerdo a la situación económica de cada sector.

El diputado provincial del Frente Renovador, Jorge Difonso, ponderó el proyecto en su cuenta en la red social Twitter y apuntó que era una "buena noticia" porque, dijo, "400.000 hogares mendocinos están próximos a tener una rebaja de hasta 50% en la boleta del gas porque Diputados de la Nación dio media sanción al proyecto que incluye a Mendoza como zona fría".

"Es una iniciativa por la que venimos luchando hace más de 10 años", dijo Difonso.

Por su parte, la presidenta de la ONG Protectora de Mendoza, Romina Ríos, dijo que "hay que esperar la letra final de lo que salió de Diputados y luego lo que se decida en el Senado que entendemos será como salió".

Sobre esta rebaja que se prevé alcance a unos 400.000 usuarios en Mendoza, de acuerdo a la situación económica, Ríos indicó que "esta rebaja se comenzaría aplicar en la provincia a partir de julio, así que a los usuarios lo podrían llegar a ver reflejado en las boletas que les lleguen a sus casas en agosto o septiembre".

"Una vez que el Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) reglamente esta medida y diga cómo se va hacer esta reducción ahí podemos llevarle tranquilidad a los usuarios para que sepan ellos también hacer sus cálculos y comparar esa reducción y saber si está bien aplicada", acotó. (Télam)