La oportunidad de Argentina en el desarrollo de energías alternativas como el hidrógeno y la necesidad de impulsar un proyecto de ley nacional para la promoción de esta actividad fueron los principales puntos que abordaron hoy autoridades nacionales y provinciales que participaron del Encuentro Nacional Hidrógeno 2030 en Bariloche.

"Estamos ante una posibilidad de fundar una nueva industria en la cual las bases tienen que ser la innovación tecnológica, la incorporación de los actores productivos y una adecuada articulación para que los frutos del crecimiento de esa industria se distribuyan", dijo el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, en la apertura del encuentro.

Sostuvo que "hay una oportunidad enorme para Argentina", y estimó que el rumbo consiste en "poder sentarnos en una mesa, definir una estrategia de país, articularla con las inversiones que vamos generando y trabajar en el desarrollo productivo con todo el entramado científico y social".

De todos modos, advirtió que "tener los recursos naturales, la potencialidad, no es garantía de desarrollo", sino que sostuvo que su desarrollo "requiere políticas públicas y compromiso de los actores".

En ese sentido, se refirió al proyecto de ley nacional para promoción del sector, señaló que "la idea es que sea consensuado, que pueda ser trabajado en el seno del Congreso, discutido por diferentes sectores", y abogó por que "le dé a esta actividad certidumbre, estabilidad fiscal y garantía de acceso a los recursos financieros internacionales”.

“Estamos hablando de inversiones muy cuantiosas. Hay que definir con claridad los diferentes tipos de hidrógenos y generar algunos incentivos asociados a inversiones para que la Argentina pueda ser un polo productivo atractivo para la inversión nacional e internacional", afirmó el ministro.

Destacó que hay "cuatro proyectos de inversión que han iniciado ya las fases correspondientes", y auguró “un escenario muy positivo donde esta industria le va a dar al país lo que necesita, un aporte positivo para trabajar y resolver el problema del calentamiento global".

Por su parte, el secretario de Asuntos Estratégicos de la Nación y presidente del Consejo Económico y Social (CES), Gustavo Beliz, dijo que "hoy el hidrógeno nos une más allá de toda diferencia en su enorme potencialidad para el desarrollo de la Argentina" y apuntó a "tener una ley que actualice a la de 2006, que fue pionera ".

Consideró necesario que "se actualice y promueva esta actividad”, y abogó por que “se pueda enviar al Parlamento, ya que tiene que ver con el desarrollo federal", dado que el impulso a la actividad generará "trabajo de calidad, energía sostenible, innovación y seguridad energética para todo nuestro país".

En tanto, la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, destacó el acompañamiento provincial a “una iniciativa de inversión que nos acercó el ministro Kulfas a partir de una iniciativa de la empresa Fortescue".

"Hemos logrado una ley que pone un marco, esa ley fue votada por unanimidad. Estamos trabajando para lograr esa misma unanimidad para la ley nacional", señaló Carreras.

En la línea, el gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, remarcó que “con esa guerra (entre Rusia y Ucrania) se ha abierto una posibilidad a partir del crecimiento de los precios de la energía de que podamos desarrollar una matriz energética".

También el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, sostuvo que "estamos en condiciones como país de ser aportantes de ese recurso energético que es el hidrógeno verde”.

“En el futuro, generar hidrogeno va a ser más barato que generar otro tipo de combustibles, así que allí vamos. Además de Vaca Muerta sumaria otro pilar de nuestra matriz productiva", afirmó Morales.

Señaló que "uno de los déficit más importantes que tenemos es la cuenta de energía que este año puede llegar a ser de US$ 19.000 millones", y que consideró que es necesario "inflar el sistema con el gas de Vaca Muerta" para "resolver esa cuenta a 10 años y que podamos tener esos ingresos a 10 años".

Por su lado, el gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, dijo que "Argentina tiene una oportunidad que no podemos desperdiciar", y llamó a acompañar "una ley nacional que se ponga al frente del desarrollo" al afirmar que "tenemos el recurso natural y el humano para el desarrollo".

En tanto, el vicegobernador de Santa Cruz, Eugenio Quiroga, dijo que "en la planta de hidrogeno pionera en Pico Truncado, si anda todo bien, en menos de un año tendremos la posibilidad de proveer de hidrógeno y que 250 autos puedan movilizarse con hidrógeno mezclado con GNC, más la posibilidad de oxigeno medicinal".

"Esto es concreto, se puede y avanzamos, pero esta industria necesita capital intensivo, requiere un desarrollo muy importante que espero que estemos a la altura de las circunstancias para tener una oportunidad histórica", subrayó Quiroga.

Por último, el cosecretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT), Héctor Daer, sostuvo que la dirigencia sindical va “a acompañar el debate que se lleve adelante en el Congreso porque estos temas hay que concretarlos, no pueden quedar en los enunciados".

"Saludamos esta iniciativa de abrir puertas a las energías renovables como es el caso del hidrógeno verde, que seguramente tendrá una proyección grandísima en años venideros", concluyó Daer. (Télam)