Las cotizaciones de la soja y el trigo cerraron hoy con bajas en el mercado de Chicago, a diferencia del maíz que marcó alzas, en el cierre de una semana que concluyó con saldo negativo en los precios de los tres granos en comparación con los valores del viernes pasado.

De esta forma, el contrato de agosto de la oleaginosa descendió 0,01% (US$ 0,09) hasta US$ 593,32 la tonelada, mientras que, contrariamente, la posición septiembre se incrementó 0,13% (US$ 0,73) para concluir la jornada a US$ 537,65 la tonelada. El resto de los contratos finalizaron con mermas, en la misma línea que la posición de agosto.

A la hora de explicar las causas de las variaciones del día, la consultora Granar indicó que "el juego de los especuladores en torno del clima sigue su curso, mientras los cultivos definen su potencial de rinde.

La preocupación por la falta de humedad sobre el oeste fue contrarrestada por los mejores augurios para el este del Medio Oeste, con lluvias hoy y con más humedad prevista sobre la región en los próximos días".

Con estos registros, la oleaginosa terminó la semana con pérdidas de 1,36% en el contrato de agosto y de 1,61% en la posición septiembre.

Los subproductos de la soja, en tanto, presentaron hoy resultados disimiles, con una merma en la harina de 2,84% (US$ 16,09) hasta US$ 550,15, y una mejora en el aceite de 3,86% (US$ 56,22) para concluir la jornada a US$ 1.512,13 la tonelada.

Asimismo, el trigo decreció 0,86% (US$ 2,48) y cerró las operaciones en US$ 285,04 la tonelada.

La baja en las cotizaciones se debió a la influencia que tuvo sobre el mercado la salida de tres barcos cargados con granos desde Ucrania, pese a que "de los cuatro buques despachados desde la firma del acuerdo de Estambul ninguno salió con trigo", detalló Granar.

Con los resultados de hoy, el cereal cerró la semana con retrocesos de 3,96%.

Contrariamente, el maíz avanzó hoy 1,32% (US$ 3,15) y se posicionó en US$ 240,24 la tonelada, con lo que acumuló una racha de tres jornadas seguidas con registros en verde.

"Compras de los fondos y la chance de que el tiempo caluroso y seco sobre el oeste del Medio Oeste y sobre el este de la zona central de las Grandes Planicies deje secuelas sobre el potencial de rinde de las plantas de esa región fueron los factores que posibilitaron las subas", indicó Granar.

No obstante, la salida desde Ucrania de tres buques cargados con maíz, por un total de 58.000 toneladas y con rumbos hacia Irlanda, Reino Unido y a Turquía, limitó la tónica alcista.

A pesar de la racha de tres jornadas positivas, el maíz culminó también una semana negativa, en la que acumuló un retroceso de 0,98%. (Télam)