La cotización del bitcoin caía esta mañana por debajo de los US$ 45.000, con lo cual perdía 8% en 24 horas y 22,2% en una semana, como consecuencia de que nuevas voces se sumaron al rechazo a continuar operando esta criptomoneda.

De acuerdo al sitio de cotizaciones en tiempo real Coinmarketcrap, el bitcoin se ubicaba en US$ 44.500, lejos de los US$ 58.000 a los que operaba el jueves pasado; y mucho más aun del récord de US$ 63.700 que alcanzó a mediados de abril.

El raid bajista se intensificó el jueves por la tarde cuando la empresa de autos eléctricos Tesla anunció que dejará de aceptar bitcoin como forma de pago.

"Tesla ha suspendido la compra de vehículos usando Bitcoin. Estamos preocupados por el rápido aumento en el uso de combustibles fósiles para el minado y transacciones de Bitcoin, especialmente carbón, que tiene el peor nivel de emisiones que cualquier combustible", aseguró el propio Elon Musk, dueño de la compañía, en un comunicado que publicó en su cuenta de Twitter.

Por otra parte, el viernes último se conoció que Binance, la mayor plataforma del mundo en lo que respecta al intercambio de criptomonedas, está siendo investigada por el Departamento de Justicia y el Servicio de Impuestos Internos de los Estados Unidos ante unas presuntas prácticas de lavado de dinero y delitos fiscales.

Durante el fin de semana se sumó la noticia que Square, la empresa para pagos propiedad del CEO de Twitter, Jack Dorsey, anunció que no volverá a invertir en bitcoin, donde perdió US$ 20 millones en las últimas semanas.

Square había iniciado una inversión en la criptomoneda en octubre de 2020 con US$ 50 millones, para luego sumar otros US$ 170 millones en febrero último.

Por último, esta mañana circuló fuerte en las redes el rumor de que Tesla habría vendido sus tenencias en bitcoin, a lo que Musk respondió que no era cierto, pero no aclaró si está decidido que no lo hará, lo cual no aplacó la incertidumbre que reina en el mercado cripto. (Télam)