El precio del petróleo detuvo sus alzas hoy debido a que el mercado centró su interés en los retrasos en el lanzamiento de vacunas y las nuevas restricciones a los viajes que podrían deprimir la demanda.

El barril de la variedad WTI bajó 1,1% para cerrar en 52,30 dólares mientras que el tipo Brent cayó 0,5% y concluyó en 55,50 dólares, de acuerdo con datos suministrados por la agencia Bloomberg.

Los problemas derivados en la distribución de las vacunas puso un manto de dudas respecto de la inminente recuperación de la economía y el incremento de los casos de Covid-19 aumentó los temores de que una recuperación de la demanda está demorada.

Sin embargo, los inversores están mirando hacia el mediano plazo y de allí que las caídas de precios sean mínimas.

El mercado petrolero está mirando como se van a mover los contratos a partir del mes próximo y en marzo, cuando entre en vigencia el recorte de un millón de barriles diarios por parte de Arabia Saudita.

Las noticias generan idas y vueltas en el ánimo de los inversores y operadores que no terminan de definir una curva de tendencia.

Los precios del petróleo se sostuvieron el miércoles que mostraron una caída de casi 10 millones de barriles en los inventarios de crudo de los Estados Unidos la semana pasada, que según los analistas se debió a un repunte en las exportaciones de crudo de Estados Unidos y una caída en las importaciones.

La consultora Wood Mackenzie espera que la demanda mundial de petróleo en 2021 aumente casi 7%, impulsada por una distribución más rápida de vacunas y una mejor perspectiva económica.

El Fondo Monetario Internacional espera un crecimiento del 4,5% en el PBI mundial.

La recuperación de la demanda mundial de crudo dependerá de la distribución de las vacunas contra el coronavirus y de la recuperación económica mundial.

Por su parte, el oro cerró con una baja de 0,2% a 1.845 dólares. (Télam)