Las solicitudes iniciales por subsidios al desempleo en los programas estatales regulares totalizaron 861.000 en la semana que terminó el 13 de febrero, lo que significa unas 13.000 personas más que la semana anterior, informó hoy el Departamento de Trabajo de los Estados Unidos.

El informe de la semana pasada había mostrado originalmente una disminución, pero fue revisado para mostrar un aumento de 36.000, según consigna la agencia Bloomberg.

De esta manera, las solicitudes de beneficios iniciales por desempleo en Estados Unidos aumentaron por segunda semana consecutiva

El programa federal contra la pandemia que extiende la duración de los beneficios por desempleo, conocido como Compensación por desempleo de emergencia pandémica, cayeron a 4 millones en la semana que terminó el 30 de enero, un nivel que subraya la amplitud y duración del desempleo.

Las cifras muestran que el mercado laboral se ha estancado, ya que los empleadores agregaron apenas 49.000 puestos de trabajo en enero.

Casi 10 millones de puestos de trabajo permanecen perdidos a causa de la pandemia, aunque la tasa de desempleo cayó el mes pasado del 6,7% al 6,3%, lo hizo en parte porque algunas personas dejaron de buscar trabajo activamente y no se cuentan como desempleadas.

Mientras que otras partes de la economía están cerca o por encima de los niveles anteriores a la pandemia, millones de estadounidenses siguen sin trabajo y luchan por pagar sus facturas.

Los datos corresponden al período de la encuesta para las cifras de empleo mensuales y pueden marcar la pauta para el informe de empleos del Departamento de Trabajo del 5 de marzo.

El informe oficial mostró que 18,3 millones de personas estaban recibiendo ayuda por desempleo al 30 de enero, frente a los 19,7 millones de la semana anterior.

Casi tres cuartas partes de esos beneficiarios están recibiendo cheques de programas de beneficios federales, incluidos los programas que brindan ayuda por desempleo más allá de las 26 semanas otorgadas por la mayoría de los estados.

El número de solicitudes de desempleo debería mejorar a medida que se vacuna a más personas y la economía sigue abriéndose.

El aumento de las solicitudes iniciales de la última semana fue impulsado por Illinois y California

Las solicitudes de Asistencia por desempleo pandémico, el programa federal que brinda beneficios de desempleo a quienes tradicionalmente no son elegibles, como los trabajadores autónomos y los trabajadores por conciertos, aumentaron 174.427 la semana pasada hasta 516.299 sin ajustar. (Télam)