Los jugadores de Vélez Thiago Almada y Miguel Brizuela, que habían sido separados del plantel por una denuncia de abuso sexual, fueron reincorporados hoy luego de haberse "generado modificaciones sustanciales" en la causa, según informó el club.

La institución comunicó oficialmente que, "habiéndose generado modificaciones sustanciales con la incorporación de nuevas pruebas, pericias y testimonios en el marco de la investigación penal preparatoria, se ha determinado reincorporar al plantel profesional a los futbolistas Thiago Almada y Miguel Brizuela, quienes quedan a partir de hoy, a disposición del Cuerpo Técnico".

"Sin perjuicio de la medida adoptada -agregó el club-, se continuará con el seguimiento de la investigación judicial en trámite", a cargo de la Unidad Funcional especializada en Violencia de Género del Departamento Judicial de San Isidro, aunque no se detalló qué desvincularía a los jugadores.

Almada y Brizuela, como parte del protocolo institucional, habían sido separados el 9 de febrero tras ser imputados por el delito de abuso sexual, en el marco de una causa iniciada a finales de 2020.

Ambos habían sido denunciados luego de una fiesta clandestina realizada a fines del 2020 en una casa alquilada por otro futbolista de Vélez, Juan Martín Lucero, y la semana pasada fueron formalmente imputados por la fiscalía especializada en violencia de género, a cargo de Laura Zyseskind.

(Télam)