El entrenador de River Plate, Marcelo Gallardo, cuestionó anoche que no estuvieran las fechas de cuartos de final de la Copa de la Liga Profesional "apenas finalizada la fase de grupos este domingo" y reclamó por "la necesidad de tener orden para los próximos partidos".

"Esto debería estar definido desde antes, porque necesitamos tener orden para los próximos partidos. Sino es como ir viendo de qué manera acomodar las cosas en la medida que se van presentando.. No tenemos precisión de cuándo vamos a jugar y ya se debería saber el mismo domingo por la noche, porque el formato estaba bien hasta ahora", cuestionó Gallardo en la conferencia de prensa posvictoria en el Monumental ante Platense.

"Ahora nuestro rival será Tigre, que es un muy buen equipo. No se le dio en los últimos partidos, pero será complejo. Ellos estarán ilusionados de hacer un buen partido en nuestra cancha, pero debemos imponernos. Vamos a tener algunos jugadores más frescos para ese encuentro y eso nos vendrá muy bien", remarcó.

Después le llegó el turno de explicar por los rendimientos de un equipo que integró con varios futbolistas que no venían teniendo rodaje y por lo tanto se desnudaron algunas falencias, individuales y colectivas.

"No es fácil cambiar la nómina del equipo en su totalidad. Hubo algunas cosas que me gustaron y estuvimos bien hasta el error del gol de Platense (una falla compartida por Emanuel Mammana, Leandro González Pírez y el arquero Ezequiel Centurión). Pero en el segundo tiempo tomamos el control del partido. El resultado estuvo bien pese a contar con muchos jugadores sin continuidad", describió.

"Hay que entender que cada uno debe estar preparado para poder jugar. Cualquiera de estos futbolistas que estuvieron en este partido pueden ser alternativa de los que más juegan. Es duro para los que lo hacen menos, pero es parte del juego", remarcó.

Y en cuanto al error compartido en el gol de Platense sostuvo: "Lo bueno sería no haberlo cometido, pero en el juego hay equivocaciones porque esto es justamente eso, un juego. Pero si uno se queda en eso es un problema. Hay que salir rápido de ese lugar para que no nos paralice. Hay que minimizar lo malo y potenciar virtudes".

"Por eso a Centurión le di tranquilidad, ya que lo veía sólido como para tener su chance. Y no sufrió zozobras más allá de la desconcentración en el gol de Platense, pero mantuvo la tranquilidad después de eso", destacó.

"Y en cuanto a la jugada que terminó en el penal convertido por Julián Álvarez (el segundo tanto que le dio la victoria a su equipo), fue muy rápida y se ve que hay una intención del jugador de Platense (Ignacio Schor) por recoger la pierna, pero lo tocó a Elías Gómez y él me confirmó que sintió el contacto. Y eso fue lo que respetó el árbitro (Patricio) Loustau", concluyó su interpretación el "Muñeco". (Télam)