El ciclista argentino Maximiliano Richeze, del UAE Emirates Team, tomará parte el sábado de la 112ma edición de la clásica prueba Milan-San Remo, en Italia, que se correrá sin público por las restricciones vinculadas a la pandemia de coronavirus.

Richeze viene de participar de la Tirreno-Adriático, corrida desde el miércoles 10 y hasta el martes de esta semana y en la que terminó en los últimos puestos.

El defensor de la corona en la Milan-San Remo es el belga Wout van Aert, que fue segundo en Tirreno-Adriático que ganó el esloveno Radej Pogacar (campeón vigente del Tour de Francia y compañero de equipo de Richeze).

Otros candidatos a la victoria serán el francés Julian Alaphilippe, campeón en la edición de 2019, y su compatriota Mathieu van der Poel, quien se impuso en las Calles Blancas de este año.

Los organizadores también confirmaron la presencia del tricampeón mundial eslovaco Peter Sagan; del alemán Maximilian Schachmann, flamante campeón de la París-Niza; y del italiano Vincenzo Nibali, ganador del Tour de Francia 2014 y de la Vuelta a España 2010, informó la agencia de noticias ANSA.

La edición número 56 de la carrera retomará su formato tradicional mientras que su recorrido de 299 kilómetros solo sufrirá un cambio menor en comparación a la modificación de 2020 por la pandemia. (Télam)