El plantel de Racing se entrenó esta mañana tras el empate sin goles de anoche ante Vélez Sarsfield y con la mente puesta en el encuentro del próximo martes ante San Pablo, por la revancha de los octavos de final de la Copa Libertadores.

Los futbolistas que estuvieron más de 45 minutos en el choque ante el conjunto velezano, disputado anoche en el estadio José Amalfitani por la primera fecha del torneo local, hicieron tareas regenerativas en el gimnasio del club.

El resto de los profesionales realizó movilidad y fútbol en setenta metros ante un combinado de juveniles en la cancha auxiliar del Cilindro de Avellaneda.

El delantero Enzo Copetti, quien quedó afuera de la lista de convocados para el debut del torneo por un cuadro de gastroenteritis, se entrenó a la par del resto de sus compañeros.

De esta manera, el futbolista chaqueño quedó a disposición del entrenador Juan Pizzi para el choque de vuelta ante el conjunto paulista, dirigido por el técnico argentino Hernán Crespo.

La delantera "académica" la completará Tomás Chancalay, mientras que el resto del equipo titular sería el mismo que salió desde el inicio en el empate 1-1 del martes pasado ante el "Tricolor" disputado en el estadio Morumbí.

Pizzi, de 53 años, tendrá que decidir si mantendrá el esquema táctico utilizado en la ida, en condición de visitante, con un 3-5-2 o si utilizará cuatro defensores, tres mediocampistas y tres delanteros.

Los hisopados realizados ayer, para el encuentro ante San Pablo, a jugadores, cuerpo técnico y auxiliares fueron todos negativos por lo que el DT Pizzi podrá contar con todo el plantel.

Los jugadores del conjunto "albiceleste" volverán a entrenarse este lunes por la mañana en el estadio.

Racing Club recibirá a San Pablo de Brasil, el próximo martes desde las 21.30 en el estadio Juan Domingo Perón, con arbitraje del uruguayo Gustavo Tejera y transmisión de la señal de cable ESPN, en un encuentro válido por la revancha de los octavos de final de la Copa Libertadores de América. (Télam)