El programa de mañana en San Isidro no solo tiene la atracción del Gran Premio 25 de Mayo, habrá además, dos carreras de Grupo 1 para potrancas y potrillos de 2 años.

A las 16.30 se largará el Gran Premio de Potrancas con 12 anotadas en las gateras y a las 17.15 será el turno del Gran Premio Gran Criterium con nueve anotados en los partidores.

También, como una buena yapa, está a las 15.55 el Clásico Fondistas Provinciales para caballos de 3 años y más edad sobre 2.000 metros.

El Gran Premio de Potrancas tiene un premio para la ganadora de 6.000.000 pesos y asoma como indicada De Marinha, una hija de Treasure Beach que defiende los colores del stud Pozo de Luna, con la preparación del entrenador Alfredo Gaitán Dassie. Su jockey será José Spinoza y está invicta en dos salidas.

La otra que puede anotarse es Sibernik, una hija de Full Mast con la monta del jockey Juan Carlos Noriega. Su entrenador es el brasileño Nickel Filho.

Como chance a buen dividendo está Doña Perfume, otra hija de Full Mast que está en manos del cuidador Carlos Daniel Etchechoury. Tiene una carrera ganada sobre 3 salidas.

El Gran Premio Gran Criterium tiene otro premio de 6.000.000 pesos y un posible candidato es Don Taimado, un hijo de Il Campione que llevará en su silla al jinete William Pereyra, quien anda en racha ganadora.

Como enemigo está Giant Rimout, un hijo de Remote que será corrido por el jinete Ardían Giannetti y que también responde al entrenador Carlos Daniel Etchechoury. Tiene un triunfo oficial sobre dos carreras.

En el Clásico Fondistas Provinciales se destaca Leópolis, un hijo de Hurricane Cat que irá con el piloto William Pereyra. Su campaña indica cuatro victorias en 20 salidas.

Hay que recordar que correrán 16 caballos del interior del país y hay varios con chances como para dar una gran sorpresa. Una carrera ideal para poner el dedo y acertar un dividendo groso. Hay que tener magia para acertar uno de esos 16 caballos.

De esta manera se completará la reunión de mañana en San Isidro, un hipódromo ideal para pasar el día entre el juego, la buena comida y el verde de todos sus árboles. Es una especie de salida al aire libre si el día está bueno y con sol. Si llueve, habrá que ganar una mesa dentro de las confiterías con televisor cerca.

(Télam)