El exdefensor Nicolás Burdisso, quien integró la selección nacional en los mundiales de Alemania (2006) y Sudáfrica (2010), advirtió que México llega al partido del sábado contra la Argentina, por la segunda fecha de la zona C de Qatar 2022, "dolido y criticado y eso le puede jugar a favor, y además tiene hambre de ganar".

"México llegó a Qatar envuelto en algunas polémicas y en un momento en que la gente cree menos en la selección, y eso puede ser un arma de doble filo, porque un equipo dolido, un grupo criticado, con buenos jugadores tiene siempre la capacidad de reaccionar", dijo Burdisso en una entrevista con el diario As de México.

El actual director deportivo de la Fiorentina de Italia aseguró: "Veremos a un México mucho más agresivo, más atento, despierto. Es un equipo con hambre. La situación así lo indica".

Con respecto a la intención del DT de México, el argentino Gerardo Martino, de intentar anular el juego de (Lionel) Messi, Burdisso opinó: "Anularlo es una estrategia interesante pero cada entrenador tiene su método, es decir, hacerlo de manera táctica, encerrarlo, limitarlo o marcarlo. Martino conoce bien a Messi".

"Tengo una gran admiración por Martino porque sabe darles una identidad a sus equipos. Es un gran estratega", añadió.

El exdefensor de Boca Juniors, Inter de Milan, Roma, Genoa y Torino recordó los partidos entre Argentina y México en los mundiales 2006 y 2010.

"En 2006 en Alemania lo ganamos por una jugada fuera de contexto que fue con aquel gran gol de Maxi Rodríguez, y en Sudáfrica hicimos un gol irregular porque debió ser anulado, aunque fuimos superiores los 90 minutos. Fuimos un equipo más maduro, más serio. Creamos más situaciones de gol y, al fin y al cabo, creo que merecimos pasar", concluyó. (Télam)