Los marcadores laterales Lucas Suárez y Gastón Benavídez dejaron Estudiantes de Río Cuarto, finalista de la Primera Nacional, y serán nuevos jugadores de Arsenal de Sarandí, con miras al comienzo de la Copa de la Liga Profesional (LPF) de fútbol.

Suárez, de 25 años, selló hoy su ingreso a la escuadra de Sarandí, tras firmar su vínculo hasta diciembre venidero. El defensor resultó una de las figuras del equipo cordobés en la primera final perdida por el ascenso ante Sarmiento de Junín (1-1 y 3-4 en los penales), en Santa Fe.

Desde mañana, el jugador surgido en las divisiones formativas de Quilmes se unirá al equipo que conduce el DT Sergio Rondina.

Además, la propia institución del sur bonaerense informó que “en las próximas horas estará llegando a Buenos Aires” el otro lateral del ‘León’ cordobés, Benavídez, que también será refuerzo hasta diciembre de 2021

El lateral derecho, también de 25 años, terminó inclinándose por la entidad bonaerense, a pesar de un interés concreto de Talleres de Córdoba.

De este modo, el conjunto de Sarandí ya tiene tres refuerzos para la próxima campaña, pues la semana pasada se había asegurado el concurso del volante Maximiliano Rogoski, procedente de Ferro Carril Midland, en la Primera C.

De cara al encuentro del sábado a las 21.30 ante San Lorenzo, en el arranque de la Copa de la LPF, el DT Rondina no sabe aún si podrá contar con el delantero Lucas Albertengo, con un traumatismo en el pie derecho.

En tanto, el defensor Mateo Carabajal y el delantero Nicolás Miracco están mejor de respectivas dolencias y podrían ingresar en la consideración del entrenador para el encuentro del fin de semana, programado en el Nuevo Gasómetro del Bajo Flores. (Télam)