El seleccionado de Brasil hizo hoy un ensayo formal de fútbol en su predio Granja Comary de Teresópolis, Río de Janeiro, antes de viajar a Porto Alegre, donde el viernes recibirá a Ecuador por las Eliminatorias Sudamericanas para Qatar 2022.

Tras algunos trabajos de calentamiento, y según informó la Confederación Brasileña de Fútbol, el DT, Tite, ordenó primero el llamado "entrenamiento invisible", en el que un equipo proyecta situaciones de juego y posibles posiciones tácticas del oponente.

Luego sí, el plantel se trasladó a un campo de juego y hubo una práctica de fútbol entre azules y amarillos.

En el equipo azul estuvieron Danilo, Marquinhos, Eder Militão, Alex Sandro, Casemiro, Fred, Lucas Paquetá, Richarlison y Neymar. Los delanteros Gabriel Jesús y Gabriel Barbosa alternaron en el ataque del conjunto azul, con constantes cambios de posición entre los delanteros. Para el equipo amarillo jugaron Alisson, Emerson, Rodrigo Caio, Felipe, Renan Lodi, Fabinho, Douglas Luiz, Roberto Firmino, Vinicius Jr y Everton.

El entrenamiento finalizó con jugadas de pelota detenida y el plantel viajaba por la tarde hacia Porto Alegre.

Brasil, único líder de las Eliminatorias Sudamericanas con puntaje ideal (12 en cuatro encuentros), recibirá el viernes a Ecuador, dirigido por Gustavo Alfaro, en el estadio Beira Rio. (Télam)