La potranca invicta Agua Máxima, con la monta del jockey William Pereyra, ganó hoy por 7 cuerpos sobre Mery Laurent el Clásico Andrés Torres, una prueba de 1.400 metros con un premio de 285.000 pesos que se corrió en el quinto turno de la reunión hípica en el hipódromo de la ciudad de La Plata.

La ganadora, una hija de Interdetto, pagó un dividendo de $ 1,45 por boleto -súper favorita- y empleó un tiempo de 1m 23s 99/100 para las 14 cuadras de arena normal.

No fue carrera. Cuando quiso, en el momento que se decidió a correr, Agua Máxima logró su cuarta victoria consecutiva para seguir invicta y demostrar que tiene un gran futuro.

Mery Laurent picó en punta, aunque enseguida Agua Máxima se le puso al lado. Así vinieron hasta la recta final. El resto del lote vino lejos y sin chances de nada.

Ya en los últimos 200 metros el jinete William Pereyra exigió a Agua Máxima, quien se despegó de Mery Laurent y se fue hacia el disco con un andar muy firme. Cruzó la sentencia final con 7 cuerpos de ventaja para satisfacción de su entrenador, Hugo Azcurra.

En tercer lugar, a 4 cuerpos, entró Kume. Los parciales fueron de 23s 71/100 para los 400 metros, de 47s 08/100 para los 800 metros y de 1m 11s 97/100 para los 1.200 metros.

Agua Máxima defiende los colores del stud La Frontera, de la provincia de Mendoza, y venía de ganar en 1.000 metros y en 1.200 metros. Hoy lo hizo en 1.300 metros y mostró un estado pleno para dicha distancia. En 4 salidas logró 4 triunfos y ahora vendrán desafíos más exigentes para la hija de Interdetto.

Por lo que se vio hoy tiene cuerda para un rato bien largo. Los últimos 200 metros los corrió con una enorme firmeza y seguridad. Fueron 7 cuerpos de ventaja sobre Mery Laurent y está todo dicho. Gran tarea. Mucha jerarquía para sus apenas 2 años. (Télam)