El entrenador de River Plate, Marcelo Gallardo, aseguró hoy que los delanteros Federico Girotti y Rafael Santos Borré no pueden convivir "todo el tiempo" en el equipo porque prefiere un solo futbolista como referencia en ataque.

"Pueden jugar juntos en algún momento puntual del partido, pero no son dos jugadores que puedan convivir todo el tiempo juntos porque tienen características parecidas. A los dos les gusta el centro del área", opinó Gallardo en la conferencia de prensa que otorgó en el River Camp.

"Federico todavía tiene tiempo de aprendizaje. Lo que pasa es que muchas veces desde afuera tienen mucha ansiedad. Es un chico con mucho futuro pero como a todo chico no hay que darle toda esa responsabilidad de asumir un rol. Hay que estar tranquilos", agregó el Muñeco.

"Un jugador necesita ser apoyado en malos momentos y mucho más los jóvenes. Yo lo fui y lo sufrí. Debuté a los 17 y a los 18 estaba en la Selección. Iba para adelante. Y te empezás a golpear. Hoy, la maduración del jugador es más lenta. Las herramientas que tiene al alcance no le permiten comprometerse de lleno en la actividad deportiva. No puedo jugar con lo externo, tienen que desarrollarse lo más naturalmente posible", señaló el exvolante del seleccionado argentino.

Por último, el DT habló de la actualidad del colombiano Rafa Borré, cuestionado por su rendimiento y la falta de gol en los últimos partidos.

"Si considerara que está perturbado, no estaría jugando. Si lo crucificamos porque erró un gol, sería dañino pensarlo así y lo estaría perjudicando. Poner a un jugador perturbado y que no puede responder, sería irresponsable de mi parte", dijo Gallardo. (Télam)