El entrenador de San Lorenzo, Paolo Montero reconoció esta noche que en "fútbol siempre se sufre", al lamentar la agónica igualdad alcanzada por Racing Club en el Nuevo Gasómetro, 1 a 1, en tiempo de descuento, que le arrebató el triunfo a los de Boedo.

"La verdad que por experiencia puedo decir que en el fútbol siempre se sufre, y a nosotros nos toca hacerlo esta noche por el empate que logró Racing a un minuto y medio del pitazo final", admitió el uruguayo en la conferencia de prensa pospartido.

"Es una pena porque este triunfo hubiese servido también en lo anímico, además de habernos prendido en el lote de arriba y seguir buscando los objetivos que nos planteó la directiva", amplió el ex futbolista de la Juventus, de Italia.

Por su parte el autor del gol sanlorencista, Alexis Sabella, recordó que le había marcado un tanto similar desde fuera del área "a Central Córdoba. Montero me pide siempre que le pegue al arco y cuando puedo, como hoy, lo hago".

"Pero también trabajamos mucho en el retroceso, porque si vamos para delante, después debemos volver. Y además lo que tenemos que tratar es de mantener más la pelota en nuestro poder y manejarla", confió.

En tanto que el experimentado Néstor Ortigoza remarcó que a San Lorenzo le quedó "un sabor amargo porque en el primer tiempo se jugó bien. Pero en el segundo y después del gol nuestro (a los 12 minuto) empezamos a perder la pelota, nos faltó cuidarla, e inconscientemente nos fuimos metiendo atrás".

"Por eso debemos confiar más en nosotros y en esta cancha grande a los rivales debemos hacerlos correr más. Nos falta crecer muchísimo porque este es un club grande que exige y por eso queríamos ganar este clásico", advirtió finalmente Ortigoza. (Télam)