El delantero del seleccionado francés Karim Benzema, quien se retiró lesionado en el partido amistoso que su equipo le ganó 3-0 a Bulgaria en París, solo sufrió un traumatismo en el muslo derecho, muy cerca de la rodilla, pero, en principio su situación no reviste gravedad y podrá jugar la Eurocopa, indicó hoy la prensa francesa.

El delantero del Real Madrid fue reemplazado a los 40 minutos, cuando Francia ganaba 1 a 0 y en su lugar ingresó Olivier Giraud, y en principio motivó preocupación en el entrenador Didier Deschamps debido a que se creyó que había sufrido una lesión en la rodilla.

Finalmente, Benzema, quien regresó al seleccionado después de seis años, solo sufrió una contusión en el muslo, justo por encima de la rodilla, y tras el entretiempo se ubicó en la platea del Stade Francais con hielo en la zona y de muy buen humor, lo que hacía presagiar que no era algo grave.

"Recibió un golpe en el vasto medial de la rodilla, por encima de la rodilla, dijo. Sintió el músculo duro y no arriesgo, por eso salió. Es un golpe, siempre hay algo peor en la vida. Tengo un equipo médico de alto nivel, vamos a hacer lo correcto. No hay nada dramático" dijo Deschamps, según consignó RMC Sports.

La contusión muscular es una lesión producida por un impacto directo sobre el cuerpo del músculo, sin desgarrar la piel. En teoría, es mucho menos grave que una lesión por desgarro y se cura sin complicaciones.

Se espera que Benzema falte a un par de entrenamientos y se estima que el delantero podrá jugar ante Alemania, en Munich, el martes 15 por el Grupo F de la Eurocopa en el debut galo en el certamen. (Télam)