La Federación Danesa de Fútbol (DBU) anunció que no descarta abandonar la FIFA, en señal de protesta por la actitud del máximo organismo del fútbol mundial de no permitir lucir a las selecciones en Qatar el brazalete 'One Love' en apoyo al colectivo LGTBI.

La FIFA anunció que impondrá sanciones económicas y deportivas a las selecciones y jugadores que luzcan durante el Mundial el brazalete 'One Love', en apoyo a los distintos colectivos.

En ese marco Jesper Moller, presidente del organismo danés, explicó este miércoles que la DBU abrirá un "período de reflexión" sobre el tema, pero no descartó la "medida extrema" de abandonar la FIFA si ésta no modifica su oposición al uso del brazalete, publica hoy el diario Mundo Deportivo.

El dirigente danés subrayó su deseo de "encontrar" una solución a este conflicto, al tiempo que confirmó que la DBU es una de las federaciones que no prestó su "aval" al ítalo-suizo Gianni Infantino, actual presidente de la FIFA, para su reelección, a la que optará como candidato único.

Ademas de Dinamarca otras seis selecciones (Inglaterra, Gales, Alemania, Bélgica, Países Bajos y Suiza) que participan de la Copa del Mundo habían decidido permitir a sus capitanes utilizar el brazalete 'One Love', aunque finalmente renunciaron a esa posibilidad ante la prohibición oficial de FIFA. (Télam)