El uruguayo Diego García, acusado por el "abuso sexual" de una joven durante una reunión celebrada a fines de febrero en una quinta de La Plata, recibió la autorización de la dirigencia de Estudiantes para retomar los entrenamientos con el plantel profesional, mientras continúa la investigación a cargo de la fiscal Cecilia Corfield de la UFI Nº 16 de la capital bonaerense.

El futbolista presentó días atrás, a través de su abogado Diego Bandín, una carta al club solicitando que se le permita trabajar, luego de que las autoridades de Estudiantes, una vez conocido el hecho, dieran intervención a la Secretaría de Género y Diversidad, y decidieran apartarlo del día a día del plantel.

Estudiantes emitió en estas horas un comunicado en el cual expresa que "García siempre ha estado a derecho en el proceso, que ha prestado declaración y que oportunamente ha aceptado la medida dispuesta por la institución en el marco del protocolo de género vigente, sin perjuicio de lo cual entiende que el avance de la investigación y las pruebas hasta ahora producidas ameritan el inmediato retorno a su fuente de trabajo".

El comunicado además expresa: "Frente al pedido formulado, el club se ha contactado nuevamente con la familia de la denunciante (una joven de 21 años cuya identidad se mantiene en reserva), informando sobre la solicitud del jugador Diego García, los motivos y fundamentos expuestos en la misma y la decisión a tomar por la Institución".

"En este sentido y ante la petición del jugador, no existiendo disposición legal o judicial que legitime la restricción de sus derechos laborales por parte de la institución y siempre a resultas del avance de la investigación judicial y de la prueba a producirse, la comisión directiva informa que autorizó a Diego García a retomar los entrenamientos", amplió el comunicado.

Además, como ya lo hizo el año pasado la dirigencia (ahora presidida por Martín Gorostegui) y sin que implique emitir juicio de valor sobre su responsabilidad en los hechos denunciados, el jugador participará de los espacios de capacitación propuestos para este año para los futbolistas de la institución por la subsecretaría de Género y Diversidad del club.

También hay dispositivos de abordaje de la Dirección de Promoción de Masculinidades para la Igualdad de Género del Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual de la Provincia de Buenos Aires.

Además, se enfatizó el carácter provisorio de la medida, que se irá revisando a medida que la causa avance y las circunstancias lo ameriten.

García, de 24 años, estuvo en el banco en los primeros dos partidos del ciclo Zielinski sin ingresar, y la idea es que no tenga competencia mientras continúe el proceso judicial.

La denuncia de "abuso sexual con acceso carnal" se produjo luego de una reunión en una quinta del barrio El Rodeo, ubicada sobre la ruta 2, a la altura de La Plata, cuando en la tarde/noche del 24 de febrero algunos futbolistas se juntaron con un grupo de chicas a compartir la jornada.

Tras la apertura de la causa, el jugador tiene prohibido salir del país por 4 meses pero desde la propia fiscalía se manifestó que "mientras cumpla con las restricciones que le corresponden, tiene derecho a transitar el proceso en libertad".

(Télam)