El cordobés Diego Flores, de 40 años, ex ayudante de campo de Marcelo Bielsa en el Leeds United inglés, se convirtió esta tarde en el nuevo entrenador de Godoy Cruz en reemplazo de Sebastián Méndez, según informó el club mendocino en sus redes sociales.

Flores se hará cargo del plantel profesional mañana y estará dirigiendo al primer equipo tombino el próximo domingo en Mendoza ante Gimnasia y Esgrima La Plata, por la décima fecha del campeonato de la Liga Profesional.

"Bienvenido Diego Flores al único grande del oeste argentino. El entrenador cordobés se hará cargo de la dirección técnica del plantel profesional luego de la renuncia de Sebastián Méndez. Queremos agradecer al Gallego y su cuerpo técnico por todo lo brindado a nuestra institución", fue el comunicado de Godoy Cruz en el que se fusionaron la bienvenida a Flores y la despedida a Méndez..

Flores no solamente fue ayudante de campo de Bielsa en este último tramo de su carrera europea, sino que también lo hizo cuando en Francia dirigió a Olympique, de Marsella y Lille.

Flores dejó de trabajar con Bielsa el año pasado, a partir del parate por la pandemia de coronavirus, y regresó a su Córdoba natal en busca de su primera oportunidad como director técnico principal, algo que ahora le ofreció el club mendocino.

Y para arrancar su carrera como "solista", el flamante entrenador de Godoy Cruz contará como ayudantes de campo con Rubén Rodriguez y Mauricio Silva, mientras que Cristian Tesolini será el analista de video y Eduardo Lagi el preparador físico, amplió el diario mendocino Uno sobre la composición del cuerpo técnico de Flores.

Su carrera como futbolista fue tan acotada como la de su maestro Bielsa, ya que jugó en la primera división del Club Atlético Las Flores, que participa de la liga cordobesa, donde fue entrenador de General Paz Juniors, aunque su identificación zonal es con Sportivo Belgrano, de Almafuerte.

Su llegada al círculo de trabajo de Bielsa se dio a través de Mauricio Pochettino, al que contactó cuando realizó un viaje de intercambio a Irlanda del Sur, para trabajar en las divisiones menores del club Kingswood (Flores también es preparador físico). A partir del último día de agosto, la gran oportunidad que estaba esperando le abrirá las puertas, como entonaba Alberto Cortez, "en la mitad de su vida". (Télam)