(Por Leila Torres) La escritora estadounidense Shelby Mahurin, autora de "Asesino de brujas" -la trilogía más vendida según el ranking actual del New York Times-, visitó la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires, donde reunió a un público lector masivo que hizo largas filas para conseguir su firma en algunos ejemplares de la saga que construye un universo de magia para reflexionar sobre los vínculos y las creencias, a partir de personajes cuyas convicciones son doblegadas por ciertos sentimientos.

"El arco de un personaje es como un viaje emocional -dice la narradora-. Hay que respetar las emociones de los personajes y darles tiempo a que se asienten".

Mahurin, quien lleva vendidos más de 3 mil ejemplares en la Feria, escribe desde pequeña. "Era bastante mala, escribía poesías cortas y cosas sin sentido", cuenta en diálogo con Télam. La autora nació en una granja en Indiana, donde jugaba a convertir los animales en dragones con el poder de ramitas de árboles que devenían en varitas mágicas. Apenas ingresó en la vida adulta puso en pausa la escritura y su poder imaginativo. Luego de unos años, ya casada, con dos hijos y trabajando en un banco largas horas, se reencontró con ese placer que disfrutaba en la infancia.

"Sentí que había perdido mi identidad. Obviamente amo a mis hijos, son mi vida, pero necesitaba algo para mí así que volví a escribir y así surgió el primer libro. Después de que tuve a mi segundo hijo, empecé a escribir de noche", recuerda la ahora exitosa escritora, de tan solo 29 años.

"Asesino de Brujas" reunió el sábado pasado en la Feria del Libro a un público que hizo largas filas desde temprano para conseguir una dedicatoria de la escritora en una jornada que se extendió hasta la madrugada. La trilogía, que es récord de ventas en el New York Times, presenta un universo de magia con brujas, con Lou como protagonista y cazadores como Reid Diggory, quien creció respetando la regla de que "Ninguna bruja viva".

El primer libro de la saga fue publicado en español en 2020. El segundo y el tercer tomo se lanzaron al mercado en el 2021 y en las librerías de Argentina se agotaron con facilidad. El nombre de Mahurin se viralizó en la plataforma TikTok, donde captó el interés de los bookinfluencers que potenciaron la llegada del texto a más lectores. La historia de "Asesino de brujas" aborda desde un registro mágico o fantástico temas que son muy cercanos a la realidad, como la familia por elección, las creencias, la esperanza y el amor. En diálogo con Télam, la autora confirma que próximamente se publicará un "spin off" de la saga, titulado "The Scarlet Veil". En la Argentina, este título aterrizará en 2023 bajo el mismo sello editorial, Puck.

- Télam: ¿Cómo comenzó el proceso de escritura del primer libro de la saga, que es también tu primer libro?

- Shelby Mahurin: Escribo desde que soy pequeña, poesías cortas. Era bastante mala, escribía muchas cosas sin sentido. Y lo dejé de hacer cuando crecí. Empecé la escuela, después la universidad, me casé, tuve hijos y sentí que me había perdido a mí misma. Amo mis hijos, obviamente. Son mi vida, pero necesitaba algo para mí. Así que volví a escribir después de que tuve mi segundo hijo y así surgió mi primer libro. Escribía de noche, cerca de la cuna de mi bebé. ¡Y el resto es historia!

- T.: ¿Y cómo fue el camino hasta tenerlo publicado finalmente?

- S.M.: Yo conocía Wattpad que es como una plataforma online donde se puede publicar capítulos, de a uno por vez. Publicaba de a uno por semana y tenía cinco lectores, pero eso me dio la motivación porque yo sabía que esos cinco lectores estaban entretenidos y eso era suficiente. Me dio la motivación para terminar el libro.

Después de eso, me pregunté "¿qué hago ahora? ¿Cómo se publica un libro?". Me puse a investigar un poco, compré un libro que se llamaba "La guía para agentes literarios 2017" y ahí había información sobre una página que se llamaba "PitchWords" que consiste en competencia de mentoría, donde hay autores publicados y agentes que ayudan a nuevos escritores. Tuve la suerte de poder entrar en ese concurso y me eligió una mentora. Revisamos el libro juntas y después participamos de una muestra donde los agentes vienen y leen un poquito del texto y si alguno está interesado, te pide leer más.

-T.: ¿Cómo era la relación con tu mentora en este proceso?

- S.M.: Mi mentora era increíble, ajustó muchos de los cambios que siguen estando en el libro. Por ejemplo, pasamos de tercera persona a primera persona. Conectamos con la cabeza de Lou, con lo que pensaba. Agregamos el protagonista de Reid, que antes no estaba. Todo eso fue una idea de mi mentora. Coco, por ejemplo, era mujer loba, en vez de bruja. A mi mentora no le encantaba, entonces la cambié a bruja. Y se hizo un libro mucho más fuerte gracias a su ímpetu.

- T.: ¿Cómo es el proceso de construir un mundo de magia y que resulte verosímil?

- S.M.: Fue difícil. Hay dos tipos de sistemas mágicos: uno más suave tipo "Juego de tronos", donde no hay reglas establecidas, sabemos que existe la magia pero no sabemos cómo funciona. Y después está el sistema más duro, que sería "Harry Potter" o "Avatar", donde hay reglas para la magia. Al principio, trabajaba un sistema de magia suave, era medio vaga. No quería tener que establecer las reglas. Pensaba: "me gustan estos caminos con patrones de oro, así que esto va así porque tienen una estética muy linda". Mi agente y editora me dijeron: "¿Bueno, pero cómo funcionan?". Así que desde ahí desarrollé el sistema de magia con mayor rigurosidad.

El desafío es que aunque sea un mundo mágico, hay reglas y tenemos que comprender cómo funcionaba, especialmente porque estábamos en la cabeza de Lou y ella conoce las reglas de la magia, tiene esa información. Por lo tanto, el lector o lectora tiene que conocerlas.

- T.: Hay pasajes de muerte y sangre en los libros, ¿encontrás algún desafío a la hora de escribir estas imágenes?

- S.M.: Se puede volver bastante oscuro pero la verdad que no lo estoy viendo como en la tele. De hecho, no veo películas con mucha sangre porque me da un poco de impresión. Pero lo más difícil de escribir mis libros son las escenas de acción, por la coreografía. Porque Lou, por ejemplo, entra en situaciones con gente que es más fuerte que ella, muchas veces hombres, y tiene que poder salir. Yo no sabría como hacerlo, por eso tuve que investigar mucho de defensa personal, movimientos, maniobras que Lou sabría. Mientras veía videos de Youtube, trataba de describir los movimientos. Se vuelve bastante técnico pero tampoco puede serlo tanto porque de alguna manera, se embarra la escena con tanta información.

- T.: ¿Qué temáticas aparecen en la saga además del romance?

- S.M.: La familia encontrada es un tema importante del libro porque Lou y Reid no tienen familia biológica. Tienen relaciones muy complicadas con sus padres y tiene que ver con que ellos puedan elegir con quien quieren estar. Toda la saga tiene ese proceso.

-T.: Aparece también un abordaje sobre las creencias en 1600, ¿cómo surgió este interés?

-S.M.: Era un poco inherente a la premisa que me gustaba de la bruja y el cazador de las brujas, ambos tenían que reevaluar sus visiones del mundo una vez que se conocieran. Y creo que en la vida real así funciona. Cuando alguien te abre su mundo, uno tiene que hacer un trabajo de reevaluación de las propias creencias. Y es difícil incluso para Lou y Reid en el libro porque es un tema muy universal. Reevaluar tus sesgos es algo aplicable en 1600 y en la actualidad incluso.

- T.: ¿Cómo trabajás las transformaciones de los personajes? Por ejemplo la de Reid en el primer libro de la saga.

- S.M.: Es difícil saber si lo hiciste bien. Hay personajes que empiezan en un punto "A" y tenés que llevarlo al punto "Z" entonces hay que pensar cómo hacerlo. Debe ser de forma creíble, coherente porque sino queda como muy superficial. El arco de un personaje es como un viaje emocional. Con Reid, específicamente, su viaje empieza cuando la conoce a Lou y todo lo que pasa con esta mujer, que no la soporta, hacia la cual se siente atraído a la vez y no sabe por qué. Su transformación viene de enamorarse y de ver el valor de la otra persona. A él le enseñaron que las brujas eran malas pero se enamoró de una bruja entonces, ¿cómo se reconcilia eso? Para ser convincente el proceso de transformación tiene que ser muy gradual y también doloroso porque los cambios implican eso. Y no creo que sea lineal ni simple, él tiene que primero darse cuenta que lo que le enseñaron está mal porque no sería creíble que de repente las brujas le parezcan geniales. Hay que respetar las emociones de los personajes y darles tiempo, que se asienten y que los lectores las vayan incorporando.

- T.:¿Qué significa para vos asistir a la Feria Internacional del Libro?

- S.M.: Estoy muy emocionada, es mi primera vez en América Latina. Ayer paseamos un poco, comí un asado con chimichurri y tomamos vino. Estuvo muy bien. Todo el mundo fue tan cálido, es increíble. (Télam)