Tras el debate en el Congreso de la Nación y que el Senado determine el rechazo a la aprobación de la Interrupción Voluntaria del Embarazo, se conoció que una joven perdió la vida, luego de una práctica por aborto clandestino.

Según consta, una joven de 24 años murió en las últimas horas tras ingresar en grave estado a la guardia de un hospital y luego ser trasladada a otro nosocomio público por complicaciones producidas tras someterse a un aborto en condiciones inseguras.

La denuncia fue realizada por la Red de Profesionales por el Derecho a Decidir y desde la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, dos organizaciones que promovieron el debate de los cambios en la penalización y que derivó en el proyecto que debatieron los legisladores.

Una joven de 24 años murió en las últimas horas por complicaciones producidas tras someterse a un aborto en condiciones inseguras

La joven a la que se nombra como Liz, pero cuya identidad no trascendió para preservarla, era madre de dos hijos e ingresó a la guardia de un hospital en San Martín con complicaciones, y luego fue trasladada al Hospital provincial de General Pacheco, en Tigre, donde estuvo internada en terapia intensiva dos días hasta que falleció.

El reclamo no dejó de viralizarse en redes sociales, donde el Hashtag apuntó a los 38 senadores que rechazaron el proyecto que venía con media sanción de Diputados y se mantuvo en tendencia mundial durante varias horas con la premisa #ElSenadoEsResponsable .

Para más información, visite INICIO.