En una charla con GLP, el intendente de Chacabuco, Víctor Aiola, se refirió a cómo se prepara la UCR de cara a las internas del 21 de marzo. Por otro lado, detalló cómo es su vínculo con Nación y Provincia. También analizó el plan de vacunación.

Your browser doesn’t support HTML5 audio

Intendente Víctor Aiola

-¿Cómo viene el plan de vacunación en su distrito?

Se está llevando a cabo de forma lenta, al igual que en el resto de la Provincia y del país porque sabemos que la disponibilidad de vacunas es escasa en todo el mundo. Si bien el gobierno nacional pensaba tener a esta altura del año a casi 10 millones de vacunados, eso no se pudo lograr. Hoy la gente lo que necesita y quiere es poder ser vacunados, sobre todo los adultos mayores y grupos de riesgo.

Vemos con asombro que haya gente joven que se vacuna y aún hay abuelos esperando por su dosis. Esperemos que esto se articule rápidamente y repudiamos a quienes se colaron en la fila y le sacaron la vacuna a alguien que lo necesita, eso genera angustia y esperemos que no se repita más en ningún lado.

"Vemos con asombro que haya gente joven que se vacuna y aún hay abuelos esperando por su dosis"

La vacuna es un bien público y hay que cuidarlo y administrarlo de la mejor manera posible. Chile ha vacunado con mayor rapidez, ha hecho gestiones con todos los laboratorios o la mayoría. Deberíamos acompañar al gobierno nacional para que pueda hacer lo mismo, cerrar el trato con la mayor cantidad de vacunatorios. Ahora vendrán 3 millones de dosis de la vacuna china, lo cual será un alivio.

-Intendentes opositores han manifestado sentir que se quedaron afuera del plan de vacunación. Usted ¿Cómo lo ha percibido?

Se está haciendo la campaña de vacunación más grande de la historia pero las vacunas están llegando a cuenta gotas. No había necesidad de armas postas de vacunación por fuera de los Municipios porque todos tenemos sistemas de vacunación con amplia experiencia, de muchos años, con vacunadores profesionales y tranquilamente podíamos haberlo hecho a través de los Municipios pero parece que se prefirió hacer un aprovechamiento político de la situación y también para darle trabajo a los compañeros. No está mal pero administrar una vacuna es un acto médico, debe ser controlada, hecho con gente de experiencia. También conocer las listas de los vacunados.

"No había necesidad de armas postas de vacunación por fuera de los Municipios porque todos tenemos sistemas de vacunación con amplia experiencia"

Los intendentes somos los responsables de lo que pasa en el territorio y deberíamos poder tener acceso a las listas de vacunados y anotados. Una cosa es la gente que se anota y otra es la gente que se vacuna. Deberíamos tener acceso a la gente que se anotó y a la lista de gente que vacunó en el día. Se aduce que es un tema de protección de datos personales pero si la vacunación es pública, no debería haber problemas porque no es para publicar datos sino para corroborar que las vacunas sean colocadas adecuadamente.

Incluso compartir la responsabilidad con el gobierno Provincial y Municipal en la administración de dosis. Pero no tenemos la suerte de acceder a eso y se han visto episodios de gente joven que se vacunan sin ser factor de riesgo ni trabajadores esenciales. Se está vacunando a buen ritmo aunque lento.

-¿Cuáles son los objetivos de su gestión para este 2021?

El primer objetivo es poder vacunar a la mayor cantidad de gente posible entre Provincia y Municipio. Con respecto a la vacuna, queremos ser parte de la solución y no del problema, queremos acompañar. Y tener un sistema de salud capaz de dar respuesta.

Estamos trabajando en la construcción de un Hospital Materno Infantil, el traslado de la terminal de ómnibus, obras de agua, cloacas, asfalto, cordón cuneta, bacheo, iluminación led. Además de invertir en generación de puestos de trabajo.

"A la gente le preocupa la vacuna, tener empleo, combatir la inflación e inseguridad. En ese camino apuntamos los esfuerzos"

A la gente le preocupa la vacuna, tener empleo, combatir la inflación e inseguridad. En ese camino apuntamos los esfuerzos. Sabemos que hay un 42% de pobreza, es un momento difícil. Esperamos que el gobierno nacional tenga un plan económico que pueda sacar a los argentinos de esta situación.

-¿Cómo viene la relación con el gobierno bonaerense?

Bien, tuve algunos cruces con Teresa García con respecto a la vacuna porque yo decía que no podía ser ni universal ni obligatoria hasta que no estuviesen todos los datos.

Con la mayoría de los Municipios, la Provincia viene cumpliendo bien (en cuanto a giro de Fondos). Siempre que necesitamos algo, fuimos recibidos y atendidos con respeto por los jefes territoriales. Hay un ida y vuelta que está bueno.

-¿Cómo se prepara para las internas de la UCR?

Soy candidato a delegado del Comité Nación. Recientemente Martín Lousteau dijo que el único intendente que gestiona es Gustavo Posse y que no entendía cómo el radicalismo iba en contra de él. En realidad nosotros con Maxi Abad y Erica Revilla no vamos en contra de nadie, sino a favor del radicalismo.

Apoyamos a Abad porque sabemos que es el camino y el futuro de lo que viene en la UCR bonaerense. Trabajamos fuerte en la elección interna para tener una UCR protagonista y que pueda volver a ser gobierno en el 2023. Siempre tuvimos la camiseta puesta del radicalismo, nunca ni la del PRO ni la del kirchnerismo ni la del massismo. Eso nos da un plus frente a otras alternativas que se cambiaron varias veces la camiseta.

Estoy convencido que de la mano de Abad y Revilla saldrá un candidato para el 2023 pero de la mano de Posse, el futuro es incierto