En diálogo con Grupo La Provincia, el intendente de Chacabuco, Víctor Aiola, habló sobre la situación sanitaria en el municipio que esta semana ingresó a Fase 2 y opinó sobre la suspensión de la presencialidad en las escuelas.

También se refirió a las elecciones legislativas y pidió hacer “un gran pacto político” para que “toda la dirigencia política esté a la altura de las circunstancias resolviendo los temas que le interesan a la gente y no los que le interesan a la política”.

Your browser doesn’t support HTML5 audio

Víctor Aiola

¿Cómo está la situación epidemiológica y sanitaria en Chacabuco?

La situación es muy similar a lo que ocurre en el Amba y en CABA. Generalmente hay un delay de quince días entre lo que pasa en esos grandes centros y nosotros pero esta vez entramos más rápidamente en la segunda ola y hoy tenemos, para una ciudad de 55 mil habitantes, 500 casos activos y estamos en Fase 2 con un porcentaje de ocupación de camas de Covid que supera el 90 por ciento y de terapia el 80 por ciento.

"Estamos con un porcentaje de ocupación de camas de Covid que supera el 90 por ciento y de terapia el 80 por ciento"

Hay una característica que es que las infecciones se han dado más en pacientes jóvenes, con mayor cantidad de jóvenes internados y también la mortalidad ha sido en algunos casos de personas jóvenes, con lo cual pedimos a Provincia poder estudiar la cepa para descartar que no sea exista una cepa no habitual como es la Manaos o británica en nuestra ciudad.

¿Qué posición tiene respecto a la polémica por la decisión del gobierno de suspender las clases presenciales en municipios en Fase 2?

Sabemos que dentro del establecimiento escolar no se contagian ni los chicos, ni los docentes, ni los no docentes, pero pedimos a Provincia y tomamos la decisión en forma conjunta de pasar a Fase 2 por la gran cantidad de cosas.

Nosotros decimos que mientras se pueda mantener la presencialidad eso es correcto, porque los chicos desde el punto de vista psicofísico, educativo, necesitan imperiosamente concurrir al establecimiento escolar. La familia también lo necesita porque la presencialidad es un organizador familiar y social. También es cierto que los docentes se han vacunado en su gran mayoría, por lo que hay muchas cosas a favor de la presencialidad, y los estudios dicen que los chicos no se contagian dentro de los establecimientos escolares.

"Cuando tenés una tasa de incidencia de 1815 casos cada cie mil habitantes, la comunidad está infectada, y la escuela está inserta dentro de la comunidad"

Pero cuando tenés, como en Chacabuco, una tasa de incidencia de 1815 casos cada cie mil habitantes que es, incluso, más alta que en el Amba o en Capital, la comunidad está infectada, y la escuela está inserta dentro de la comunidad. Ahí creemos necesario que por un lapso determinado de tiempo, el más corto posible que son quince días, sí se suspenda la presencialidad.

Respecto a las elecciones legislativas, ¿Cómo ve posicionado a Juntos por el Cambio?

Hablar de elecciones en medio de esta pandemia es complejo; es hablar de algo que solamente le interesa a la dirigencia política y no es la agenda de la gente.

"Hablar de elecciones en este momento es extemporáneo"

Lo que puedo decir es que en Juntos por el Cambio el mayor capital que tenemos es la unidad, que se ha ido incrementando desde 2019 a la fecha. Y eso lo veo como un valor muy importante. Por otro lado, está la realidad: inflación, inseguridad, la pandemia, hacen que la gente vea en Juntos por el Cambio una opción para buscar una solución a lo que le está pasando en el día a día. Pero hablar de esto en este momento es extemporáneo.

Creo que es tiempo de seguir concientizando a la población para que se cuide. Coincido con quienes dicen que hay que hacer un gran pacto político para tratar de que toda la dirigencia política esté a la altura de las circunstancias resolviendo los temas que le interesan a la gente y no los que le interesan a la política.

"La gente está esperando un gesto de la clase política"

En eso tenemos que ponernos de acuerdo todos porque la gente está esperando un gesto de la clase política y es por ahí. Que no nos pongamos a tironear de cosas o a darle a todo un tinte político partidario o electoral, sino que tratemos de resolver a través de políticas públicas la agenda de la gente.

¿Cree que en un año electoral es posible ese gran pacto político?

Creo que es una cuestión de prioridades, y hoy la prioridad para el vecino, que es para quien gobernamos es esa y no la electoral.