La diputada provincial por Juntos por el Cambio, Vanesa Zuccari, se refirió a las declaraciones del gobernador Axel Kicillof, quien indicó que “es mal momento para presionar con la vuelta a clases”.

Al respecto, Zuccari expresó: “El gobernador opta por el camino de la confrontación, la chicana y la descalificación, sin abordar en profundidad la complejidad que acarrea la ausencia de clases presenciales en la provincia de Buenos Aires. Volver a las aulas debe ser una prioridad. Pasaron más de seis meses de cuarentena. La desigualdad en el acceso a la conectividad y el incremento de la brecha digital impactan de lleno en la acreditación de saberes y la continuidad pedagógica”.

Podés ver:

REVOLUCIONA UNA NUEVA FORMA DE SABER QUIÉN TE ESPÍA POR WHATSAPP

“La deserción escolar en el futuro cercano es una amenaza real. La Fundación Voz, cuya misión es trabajar por la transformación de las escuelas secundarias en el país, pronosticó que el abandono escolar oscilaría entre el 25 y el 45%. Datos del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC): Sólo el 0,2% de los alumnos de todo el país están asistiendo a clases presenciales”, añadió.

“Tenemos la obligación de dar una conversación pública sobre el retorno paulatino a clases presenciales en la provincia de Buenos Aires, conforme a los protocolos sanitarios elaborados hace meses, y analizando estrategias y alternativas para cada nivel educativo. Nuestros alumnos se encuentran en un contexto incierto y profundamente decepcionante. Debemos dar un debate sensato si queremos evitar que se hipoteque el futuro de la provincia”, completó.

🔺 Pasaron más de seis meses de cuarentena. La desigualdad en el acceso a la conectividad y el incremento de la brecha digital impactan de lleno en la acreditación de saberes y la continuidad pedagógica.