zona

Bariloche intenta controlar el negocio de la oferta informal de propiedades turísticas

Por Agencia Télam

23-01-2019 05:30

El municipio de San Carlos de Bariloche desarrolla una campaña contra la oferta informal de propiedades privadas en las plataformas de Internet como una forma de ganar dinero extra, pero sin tener habilitación ni pagar las tasas e impuestos correspondientes, lo que ya derivó en severas sanciones a algunos infractores.

Fuentes de la intendencia y del sector turístico señalaron a Télam que este año se labraron actas por 15 infracciones contra personas que ofertaban online sus casas y departamentos no habilitados, en el marco de un negocio ilegal que mueve unos 600 millones de pesos anuales.

"En general, se trata sobre todo de departamentos que no están regularizados y que se ofrecen en la web de distintas maneras", explicó a Télam Gastón Burlón, secretario de Turismo y Producción de la Municipalidad.

"Nosotros vamos fiscalizando en la red las propiedades que aparecen en las plataformas, pero también hay muchos vecinos que se acercan o llaman por teléfono y denuncian estas faltas", agregó.

A fines de 2018, el municipio modificó una ordenanza que organiza la explotación de las propiedades turísticas para que se pueda denunciar ante el Tribunal de Faltas con la sola presentación del link de la plataforma en la cual aparece publicitada.

De este modo ya no es necesario trasladar a los clientes como testigos ante los magistrados con el propósito de certificar la contravención, porque "algunas veces los turistas se vuelven cómplices y dicen que son familiares, entonces se volvía difícil de probar", detalló Burlón.

Un caso en que dio resultado el sistema es el de la dueña de un departamento, que fue multada esta semana con 26.260,50 pesos, por promover su lugar en una de esas plataformas web.

La mujer fundamentó ante el Tribunal de Faltas de Bariloche que ella tenía "una familia numerosa" y que por eso entraba y salía gente de su departamento, pero los inspectores entregaron a los magistrados pruebas, como el link donde se ofrecía el departamento en Airbnb y en Youtube, y entrevistas con turistas brasileños que se alojaban en la casa.

Se estima que en Bariloche hay más de 2.500 unidades en las plataformas digitales de alojamiento informal, lo que representa más de 6.000 camas no ingresadas a los controles del municipio.

Las plazas turísticas registradas oficialmente en la comuna son unas 30 mil y hay un número histórico no regularizado de 5.000 camas que, con la aparición de las plataformas como Airbnb y Booking.com, ahora superarían las 11.000 sin papeles, estimaron fuentes municipales.

Airbnb, por ejemplo, ofrece en estos días a sus "Anfitriones" un ingreso mensual extra de 50.000 pesos mensuales por alojar en Bariloche turistas en un departamento para entre dos y cuatro personas.

La nueva ordenanza de Bariloche se convirtió en las últimos meses en un modelo para otras ciudades turísticas que, frente a una situación similar, solicitaron el texto para poder implementarlo, explicaron funcionarios del área.

A un promedio de 1.000 pesos la cama, solo en términos de alojamiento, Bariloche genera un movimiento global de más de 4.000 millones de pesos entre la temporadas de verano e invierno, unos 600 millones corresponden a alojamientos irregulares en la web, según fuentes de la industria. (Télam)