sociedad

Villa El Chocón, capital provincial de la paleontología

Por Agencia Télam

31-10-2020 11:30

La Legislatura de Neuquén declaró a El Chocón "capital provincial de la paleontología" en el marco de la celebración del 45° aniversario desde que la villa se constituyó como municipio.

La estrella de la Villa es el "Giganotosaurus carolinii", descubierto en 1993 por Rubén Carolini, aficionado a la paleontología, que se convirtió en el dino carnívoro más grande del mundo hallado hasta el momento.

Fue un animal que transitó por estas tierras hace 99.7 millones de años. Era un gigante de 12 a 15 metros de longitud, con un cuello largo que sostenía una cabeza con una mandíbula temeraria.

La ley aprobada por la Cámara de Diputados reconoce la riqueza paleontológica en una región que hace millones de años "era habitada por dinosaurios en una zona relativamente llana en la cual había lagunas de baja profundidad, pero de gran extensión, unidas quizás por ríos de corriente lenta".

"En sus orillas vivían una variada y numerosa fauna de dinosaurios, cocodrilos, tortugas y sapos, que podrían haber sido habitantes permanentes de la zona. El clima cálido y húmedo con estaciones secas, probablemente subtropical, daba al paisaje un aspecto muy diferente al desértico que presenta actualmente", precisa.

Destaca el hallazgo del Giganotosaurus carolinii (lagarto gigante del sur) a 18 kilómetros al sudoeste de Villa El Chocón en 1993 y también el descubrimiento en la costa noroeste del lago Ezequiel Ramos Mexía de abundantes huellas pertenecientes a dinosaurios saurópodos, terópodos y ornitópodos.

En los fundamentos de la ley, se destaca el funcionamiento del Museo paleontológico de la Villa donde se encuentra una réplica del gigante y restos de muchos otros hallazgos realizados en la zona.

"El museo paleontológico Ernesto Bachmann se consolidó como uno de los principales atractivos turísticos de la Villa, con un importante caudal de visitas", expresa y precisa que "con el correr de los años el museo se ha vuelto un punto ineludible para los viajeros que transitan la Ruta 237, de camino al Corredor de Los Lagos, recibiendo entre 100.000 y 150.000 visitantes al año".

Claro que esas estadísticas corresponden al 2019, porque este año la pandemia también impidió la apertura y normal funcionamiento del hogar que cobija a estos grandes dinos. (Télam)