sociedad

Un hombre fue condenado a 17 años de prisión por el abuso sexual que sufrió una joven en 2018

Por Agencia Télam

18-11-2020 09:00

Un hombre fue condenado esta tarde a la pena de 17 años de prisión por abuso sexual con acceso carnal agravado, mientras que un menor fue declarado responsable, por un hecho ocurrido en abril de 2018, denunciado por una joven de 18 años que fue atacada sexualmente en la zona sur de la ciudad de Salta, al salir de una fiesta.

Fuentes judiciales informaron que los jueces de la Sala V del Tribunal de Juicio condenaron por unanimidad a Agustín Balmaceda a la pena de 17 años de prisión, como coautor de los delitos de rapto agravado por la participación de un menor en concurso real con abuso sexual con acceso carnal agravado por la participación de dos o más personas y de un menor.

En tanto, los jueces también declararon penalmente responsable de los delitos de rapto en concurso real con abuso sexual con acceso carnal agravado por haber sido cometido por dos o más personas, a otro hombre, que era menor de edad al momento del hecho.

Además, este imputado fue sobreseído del delito de hurto por imputabilidad.

Asimismo, los jueces absolvieron a Raúl Gonzalo Molina por la aplicación del beneficio de la duda, y ordenaron su inmediata liberación.

El juicio colegiado, que comenzó la semana pasada, estuvo a cargo de la jueza Mónica Faber, como presidenta, y sus pares Gabriela Romero Nayar y Marcelo Rubio, como vocales, mientras que la fiscal penal 3 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Cecilia Flores Toranzos, representó al Ministerio Público.

El hecho por el cual resultó condenado Balmaceda y declarado penalmente responsable el joven que era menor de edad ocurrió el 23 de abril de 2018.

La damnificada, una joven de 18 años, aseguró que esa noche concurrió con una amiga a una fiesta que se realizaba en la casa de un conocido, en el barrio Intersindical, de la zona sur de la capital salteña.

La joven se retiró del lugar molesta porque le habían sustraído su celular y le pidió a su amiga que la acompañara.

Ella accedió, por lo que salieron del inmueble con Balmaceda y un joven llamado Facundo, con quienes caminaron hasta una parada de colectivo, cerca del puente del barrio Intersindical.

En el trayecto, Facundo le solicitó a su amiga que lo acompañara unas cuadras más al fondo, por lo que la víctima quedó sola con Balmaceda, quien aprovechó las circunstancias para, sin mediar palabra, sujetarla del cuello con ambas manos, impidiéndole que gritara y cortándole la respiración.

En ese momento se acercó un automóvil oscuro al que la obligaron a subir.

La denunciante alcanzó a advertir que en su interior se encontraba el menor que fue juzgado, en el asiento del acompañante, tras lo que fue agredida a golpes y se desmayó.

Al despertarse, la joven víctima se encontraba en un descampado situado entre los barrios El Bosque y Santa Ana, también en la zona sur de la ciudad de Salta, con el pantalón y la bombacha a la altura de la rodilla, además de un dolor intenso en el ano y vagina y signos vitales débiles, por lo que le costó recuperarse.

La denunciante agregó que, antes de retirarse del domicilio donde se realizaba la fiesta, advirtió que le habían robado el celular que había dejado cargando en un ambiente de la casa.

En el mismo fallo, los jueces hicieron lugar a la demanda civil presentada por la querella respecto del mayor condenado y del joven declarado penalmente responsable. (Télam)