sociedad

Realizan testeos en pool para ganar tiempo, llegar a más gente y achicar costos

Por Agencia Télam

30-06-2020 04:15

La Fundación Mundo Sano, la Universidad de Buenos Aires (UBA) y la Asociación para el Desarrollo Sanitario Regional (ADeSaR) diseñaron en conjunto un proyecto que en vez de testear individualmente a las personas analizaría las pruebas de varios individuos al mismo tiempo, para acelerar la detección de casos positivos de coronavirus, procedimiento conocido como testeo "en pool".

El proyecto se viene implementando desde hace dos meses en conjunto con el municipio de San Antonio de Areco.

La propuesta se basa en una vigilancia epidemiológica intensiva y minuciosa que permite detectar con rapidez a personas infectadas, tanto en instituciones sanitarias como en la población general, y contactar a su entorno, aislarlo y monitorearlo clínicamente en forma permanente.

Al mismo tiempo, identifica y da seguimiento médico a todas las personas que presentan síntomas respiratorios, a través de un sistema telefónico y de una aplicación diseñada a tal fin, según informó la Fundación Mundo Santo en un comunicado de prensa.

"Este abordaje integral nos permite vigilar epidemiológicamente, y de manera intensiva, a grupos de mayor riesgo de infección como el personal de salud, y detectar y aislar a los infectados asintomáticos", destacó Favio Crudo, médico infectólogo de la Fundación.

"Para lograrlo nos propusimos aumentar el número de hisopados a través de la realización de estudios de PCR (Reacción en Cadena de la Polimerasa), en pooles que se realizan a los trabajadores del Hospital Municipal "Emilio Zerboni" e instituciones de internación, con una periodicidad semanal según su riesgo. De esta manera, tenemos la posibilidad de detectar cualquier infección, aún asintomática, en forma precoz, y evitar así el contagio de otros trabajadores y pacientes", destaca.

El trabajo en colaboración de la Fundación Mundo Sano y la Universidad de Buenos Aires, permitió idear un protocolo para el personal de salud.

"El protocolo que validamos en el Laboratorio de Virología del Hospital de Clínicas General San Martín incluye la toma de muestra con un único hisopo, que al mismo tiempo se procesa junto a las de otras 3 personas. De esta forma podemos realizar el control sistemático, disminuyendo costos y sin alterar sustancialmente la sensibilidad de la detección", afirma el doctor Marcelo Rodríguez Fermepín, bioquímico y profesor de microbiología clínica de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la UBA.

"Esta metodología nos permite cuadriplicar los estudios de hisopados a personas sin síntomas y estandarizar con fines de prevención el estudio del personal de salud. Cabe destacar que estos estudios no tienen un fin diagnóstico el cual debe realizarse analizando las muestras de cada persona por separado", destaca Rodríguez Fermepín.

El modelo se complementa con un sistema de asistencia telefónica permanente y monitoreo domiciliario, tanto del paciente como de su entorno. (Télam)