sociedad

Reabrió un centro comercial a cielo abierto en la Ciudad de Buenos Aires tras cinco meses y medio

Por Agencia Télam

03-08-2020 06:15

El centro comercial a cielo abierto Distrito Arcos, ubicado en el barrio porteño de Palermo, se convirtió hoy en el primero en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) en reabrir sus puertas, con un estricto protocolo y tras permanecer cerrado cinco meses y medio a raíz del aislamiento obligatorio por la pandemia de coronavirus.

El complejo comercial instalado en edificios del predio ferroviario del tren San Martín, está ubicado entre las avenidas Juan B. Justo y Santa Fe y las calles Godoy Cruz y Paraguay.

“Cuando la gente entra se le toma la temperatura y se cuenta la cantidad” de personas en el predio, informaron a Télam fuentes de la empresa responsable de aplicar los protocolos vigentes durante a pandemia.

Indicaron que el primer día de apertura mucha gente se acercó el complejo y que el 90% de las personas realizaron compras.

“Hoy abrimos con el 100% de ocupación”, dijeron, y añadieron que esa situación fue posible “trabajando codo a codo con los locatarios para que no se fundan” cobrando alquiler y expensas a los “que podían pagar”.

Explicaron que la cantidad de personas permitida en el complejo comercial es de 1.948, incluyendo a los trabajadores, y que cuando se llega a esa cifra el público debe esperar afuera.

“Cada local tiene en su vidriera el número de personas que pueden ingresar a la vez”, señalaron, y agregaron que hay “separadores negros y amarillos” para que se respete el distanciamiento social de 1,5 metros.

El alcance del protocolo para la prevención de casos de coronavirus se aplica al personal propio o contratado afectado a las actividades de las galerías o paseos comerciales, sean proveedores o clientes.

Las fuentes indicaron que para ingresar al centro comercial no es necesario pedir turno ni DNI. El lugar estará abierto de lunes a viernes de 12 a 20, y sábado y domingos permanecerá cerrado.

Respecto de la organización de la actividad en general, la empresa informó que se deberá revisar y adecuar las tareas en base a turnos rotativos de trabajo, disposición de descansos y uso de cubrebocas en todo momento, tanto para el personal como el público.

Además, el protocolo establece que el empleador debe “garantizar las condiciones de higiene, seguridad y traslado” para “preservar la salud de las trabajadoras y trabajadores”.

El personal debe llegar a sus lugares de trabajo “sin la utilización del servicio público de transporte de pasajeros”, se indicó.

Tampoco está permitido compartir elementos de uso personal, como vasos o mate, y no se puede utilizar el celular en la zona de trabajo.

Si por alguna necesidad el celular debe ser utilizado, el mismo debe ser higienizado con solución alcohólica al 70%, a la vez que los locales deberán estar bien ventilados.

Por otro lado, aclararon que “no es un shopping porque no tiene techo, no tiene juegos para chicos, no tiene patio de comidas, ni cine, es una galería a cielo abierto”, indicaron. (Télam)