sociedad

Por ataques de palometas, recomiendan no bañarse en zonas no habilitadas en Santa Fe

Por Agencia Télam

14-01-2020 05:30

El Ministerio de Ambiente y Cambio Climático de Santa Fe recomendó a la población no bañarse en zonas no habilitadas y que no cuenten con guardavidas, ante los recientes casos de ataques de palometas en el río Paraná, como los ocurridos en la zona de Rosario y alrededores.

La palometa es un pez tipo piraña, grande, muy voraz y que posee dientes afilados, con un gran poder de corte, según lo describen biólogos y especialistas.

Por esa razón, el subdirector de Recursos Naturales de la provincia, Horacio Quinteros, recomendó "no bañarse en zonas no habilitadas y que no cuentan con guardavidas preparados para accionar en situaciones" de emergencia.

Según indicó el funcionario, los ataques tienen que ver con la presencia de bañistas en zonas afectadas por la bajante del río, el agua calma y con alta temperatura; hábitat propicio para las denominadas palometas.

"Es importante destacar que estas situaciones son fenómenos naturales, en ningún punto se debe a alteraciones ecosistémicas en el ambiente fuvial-ribereño", informó a Télam el Ministerio de Medio Ambiente de Santa Fe.

Por tal motivo recomendó "utilizar zonas donde existan guardavidas, respetar sus indicaciones y acudir a ellos en caso de ataques" y que ante una mordedura "desalojar la zona inmediatamente y recurrir a un centro médico para su atención".

El organismo provincial sugirió "evitar zonas de aguas quietas y playas, que en días de calor levantan temperatura fácilmente".

Además aconsejó "no bañarse en playas cercanas a lugares en donde los pescadores limpian sus presas o arrojan los restos de las carnadas utilizadas", y sugirió a los bañistas "no meterse al agua con lastimaduras".

El último fin de semana, una mujer sufrió una mordedura de palometa, mientras se bañaba en la zona de Paso Destilería, frente a la vecina localidad de Granadero Baigorria, al norte de Rosario.

La joven tuvo que ser atendida por médicos por la profunda herida en el talón de su pie derecho.

En tanto, sobre los últimos días de diciembre pasado, una veintena de personas también fueron atacadas por palometas en la laguna Setúbal, de la ciudad de Santa Fe.

Todos los bañistas atacados presentaron heridas en pies y manos, aunque no se registraron casos de gravedad, por lo que tras recibir atención médica, fueron dados de alta. (Télam)