sociedad

Piden juicio para un hombre que abusaba de su hija de tres años

Por Agencia Télam

16-09-2020 08:15

Un fiscal solicitó la elevación a juicio de la causa que investiga a un hombre de 50 años, acusado de abuso sexual simple agravado por el vínculo y continuado en perjuicio de su hija de 3 años, a quien sometía a tocamientos mientras le daba la mamadera, informaron hoy fuentes del Ministerio Público de Salta.

El fiscal penal 1 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Federico Obeid, requirió ante el Juzgado de Garantías 2, la elevación a juicio de la causa que tiene como imputado a un hombre de 50 años, acusado del delito de abuso sexual simple agravado por el vínculo y continuado, en perjuicio de una menor.

La declaración testimonial de la madre de la niña, quién relató los hechos narrados por la menor y que fueron filmados por la denunciante, permitió establecer que el acusado atentó contra la libertad sexual de su hija, al someterla a tocamientos.

Estos hechos comenzaron con fecha incierta, en el trascurso de 2019, en la localidad de Las Lajitas, y culminaron en un hotel de la Ciudad de Salta, entre el 1 y el 2 de junio de ese mismo año.

La denuncia fue radicada el viernes 14 de junio de 2019, por la madre de la menor, de 3 años, en contra del padre la niña, con quien mantuvo una relación de concubinato durante dos años y de quien estaba separada desde hacía aproximadamente un año.

En su relato, la mujer sostuvo que durante la celebración del cumpleaños número tres de su hija, observó que el acusado sometió a tocamientos a la niña, por debajo del pañal, mientras le daba la mamadera con la otra mano.

Horas después, consultó con una amiga abogada sobre lo sucedido, quien le recomendó que grabara a la niña para analizar la situación con otro profesional idóneo.

El lunes 10 de junio, la denunciante acudió a un estudio jurídico, tras lo que solicitó que se adoptaran las medidas legales correspondientes y que se dispusiera una medida cautelar para prohibirle al acusado el acercamiento a la niña.

Luego, la mujer amplió su denuncia, tras recibir llamadas amenazantes desde un número privado, proferidas por un hombre.

La mujer sostuvo que temía que le sucediera algo, dado que nunca antes había recibido amenazas telefónicas y que éstas coincidieron con el momento en que radicó la denuncia, además de considerar que el acusado era una persona violenta, a quien no se había animado a denunciar. (Télam)