sociedad

Manifestantes y ambientalistas celebraron la derogación de la ley de minería en Mendoza

Por Agencia Télam

30-12-2019 06:00

Vecinos autoconvocados y asambleístas por el agua pura que se concentraron hoy en las inmediaciones de la Legislatura de Mendoza y celebraron la derogación de la Ley 9.209 que permitía el uso de sustancias tóxicas en la minería metalífera y modificaba la Ley 7.722, que volvió a entrar en vigencia.

Con consignas como el "agua de Mendoza no se negocia" y "la ley 7.722 no se toca" unas 3.000 personas se fueron concentrando desde esta mañana para seguir las alternativas del tratamiento de ambas cámaras para la derogación de la ley 9.209.

“Se ganó una batalla pero hay que seguir luchando y cuidar la Ley 7.722 porque está llena de amenazas” dijo a Télam Silvana Benegas, una vecina oriunda de la localidad de San Carlos, uno de los principales bastiones contra la minería a cielo abierto, desde donde surgieron las masivas movilizaciones que se replicaron en distintos puntos de la provincia tras la aprobación de la ley, hoy derogada, el viernes 20 de diciembre.

La mujer, quien siguió el tratamiento legislativo junto a su hija de 16 años, destacó que todas las actividades y movilizaciones para restablecer la Ley 7.722 que prohíbe el uso de sustancias químicas, como el cianuro, se hicieron “de manera democrática y mediante asambleas”.

Por otra parte, Mirta, actualmente desempleada y oriunda de Mendoza capital, destacó que le “pone muy contenta (la vigencia de la Ley 7.722) porque como mendocinos luchamos siempre por el agua” y subrayó “que Mendoza siempre ha tenido crisis hídricas y es una provincia que se ha hecho en el medio del desierto”.

Añadió que "esta ley para nosotros significa cuidar el agua pura” y afirmó que "la minería ya está hace tiempo, pero de la manera que se pensaba hacer ahora dañaba la vida y nuestro suelo”.

En tanto, Mariana, una bibliotecaria, autoconvocada de una de las asambleas por el agua, destacó su “alegría” al ver “cómo se ha movilizado la gente de todos los ámbitos ” y añadió que “ha sido una jornada hermosa de lucha”.

Los asambleístas y autoconvocados fueron viviendo el tratamiento de ambas sesiones, que afuera en ese espacio público eran seguidas con altoparlantes, con un elocuente sentido festivo, y primero cuando el Senado le dio media sanción, y finalmente cuando Diputados le dio sanción definitiva se festejó con estruendosa algarabía.

Por su parte, Greenpeace destacó "las movilizaciones multitudinarias que se dieron en diferentes puntos de la provincia a lo largo de las últimas semanas y que levantaron el lema “La ley 7.722 no se toca”.

Y agregaron, a través de un comunicado, que la historia demuestra que "por donde pasa la gran minería sólo quedan saqueo, territorios devastados y empresas colosalmente ricas".

"No existe en el mundo ninguna región que haya logrado un desarrollo socioeconómico con la gran minería. Los derrames de cianuro ocurridos en la mina Veladero de la provincia vecina de San Juan en 2015, 2016 y 2017, que contaminaron cinco ríos, echan por tierra la posibilidad de una minería sustentable”, agregaron.

Enrique Viale, vocero de Greenpeace, agregó que "el rechazo de la sociedad civil, las asambleas y las organizaciones se escuchó sostenidamente y con fuerza. Tanto que se convirtió rápidamente en un tema de importancia nacional".

"Es a los miles que protestaron pacíficamente para que el agua de la provincia no se viera avasallada a quienes se les debe esta gran victoria por la protección de los recursos naturales”, subrayó. (Télam)