sociedad

Iniciaron una investigación penal por un casamiento celebrado este fin de semana en Salta

Por Agencia Télam

05-10-2020 08:15

Un fiscal salteño inició una investigación de oficio por la realización de un casamiento, con una concurrida fiesta, en el marco de las restricciones por la pandemia de coronavirus, cuyas imágenes fueron publicadas en distintas redes sociales por los asistentes al festejo, informaron hoy fuentes del Ministerio Público de Salta.

El fiscal penal 1, Pablo Paz, inició una investigación preliminar de oficio a partir de la publicación en redes sociales y distintos medios de comunicación, de la ceremonia religiosa de matrimonio celebrada en la parroquia de Ciudad del Milagro, en la zona norte de la capital salteña, con un posterior festejo, al que habrían concurrido al menos unas 20 personas.

Esto es lo que se puede observar en las imágenes y videos que publicaron los mismos asistentes al festejo, a través de distintas redes sociales.

Paz ordenó distintas medidas tendientes a esclarecer responsabilidades y la posible comisión del delito de violación a las medidas adoptadas por la autoridad competente para impedir la introducción o propagación de una epidemia.

Este delito está previsto y reprimido por el artículo 205 del Código Penal, en perjuicio de la seguridad pública.

El equipo del Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF) trabaja ahora en la individualización de quienes participaron tanto de la ceremonia religiosa, que está prohibida por el Comité Operativo de Emergencia de Salta (COE), como del festejo posterior.

Las imágenes publicadas en redes sociales por asistentes a la celebración, que fueron posteriormente expuestas por Canal 9 Multivisión Federal y otros medios locales de comunicación, confirman la concurrencia de al menos 20 personas, entre el matrimonio, el sacerdote, los invitados y el fotógrafo, a la ceremonia religiosa y al posterior festejo.

Los voceros explicaron que ambos encuentros infringirían las medidas vigentes en la provincia, establecidas por el COE, que expresamente prohibió celebraciones religiosas y reuniones familiares y sociales, entre otras restricciones impuestas en virtud de la situación sanitaria generada por el coronavirus. (Télam)