sociedad

Hacemos conocer y conocemos: la red federal de bibliotecas populares se fortalece desde la Conabip

Por Agencia Télam

16-09-2020 05:30

“La función de la biblioteca popular en cada comunidad es diversa, dependiendo de la región del país y de la provincia en la que se encuentre”, afirmó hoy María del Carmen Bianchi, presidenta de la Comisión Nacional de Bibliotecas Populares (Conabip).

En una entrevista con Télam, la funcionaria, licenciada en psicología y ex diputada destacó que la red de bibliotecas populares es “absolutamente federal, en tanto que representa la idiosincrasia de cada comunidad y a su vez lleva a cada comunidad lo que entre todos en conjunto con el Estado Nacional producimos para acercar mejor herramientas, conocimiento”.

“Hacemos conocer y conocemos, es mutuo”, destacó Bianchi y recordó que “aún dentro de las provincias hay enormes diferencias entre las urbanas, las semirrurales, tenemos toda clase de bibliotecas”.

El 23 de septiembre, la Conabip celebrará los 150 años de su fundación, en honor a la creación de la primera biblioteca popular del país en San Juan.

En ese marco, inaugurará un nuevo sitio web con un mapa de todas las bibliotecas populares y la Galería de Historias Colectivas, que fue elaborada con la participación de más de 300 bibliotecas que compartieron sus experiencias con imágenes y el relato de sus propios hitos y tareas.

Bianchi consideró que “no es solo un fenómeno urbano: en los lugares más remotos hay bibliotecas populares y responden fundamentalmente a las características de cada comunidad”.

Asimismo, destacó que “todas comparten desde esta pertenencia a un movimiento cultural más amplio y a la red de la Conabip”.

Uno de sus objetivos principales y transversales a todas es “la solidaridad y el abrir la puerta a las actividades culturales y a la lectura a aquellos que no tienen otra oportunidad”, explicó Bianchi y agregó que “cuando decimos 'oportunidad' no es solo económica, hay gente que puede y tiene dinero, pero no tiene librerías, conocimiento previo, no hay quien oriente la lectura. Hay muchas maneras de no acceder”.

La exdiputada también detalló que uno de los principios de las bibliotecas es “brindar acceso por igual, proveer información ciudadana para todos, asistir con trámites, dan orientación para las problemáticas que atraviesa a la gente”.

Además, acotó, “realizan una programación cultural, por lo cual la mayoría tiene semanalmente una cantidad de actividades y hay talleres de todo tipo”.

En general, “la mayoría de las bibliotecas populares está adherida a este programa por el cual la gente puede acceder a las miles de cosas que el Estado en todas sus dimensiones y jurisdicciones tiene para ofrecer”, explicó.

Bianchi evaluó que “las bibliotecas se reconvierten en las crisis, como en el caso de la pandemia, que hizo cerrar las puertas en casi todo el país”.

Y, remarcó que lo hacen de maneras bien diversas dado que, dijo, “está la biblioteca en la que su taller de lectura se convirtió en taller de lectura con costura de barbijo”.

También “en cada casa, se comparte la lectura a través de una llamada o videollamada, mientras se cosen barbijos para el hospital o centro de salud local; están las que inauguraron un Whatsapp para seguir dando apoyo escolar a los niños que más lo necesitan en este tiempo a través de esa red”, añadió.

Al pensar en la diversidad, la educadora resaltó que las “bibliotecas de las zonas de ríos llevan los libros con la lancha, hacen obras de teatro al aire libre a las que asisten las personas de las islas vecinas, también está el bibliomóvil, las que hacen actividades en cárceles, en hospitales”.

En un país tan grande y multicultural “hay tanta diversidad como de situaciones y comunidades”, resaltó. (Télam)