sociedad

Aseguran que el colectivo trans atraviesa una situación crítica en la pandemia

Más detalles en la nota.

Por Agencia Télam

18-07-2020 07:15

La presidenta de Otrans Argentina, Claudia Vásquez Haro, aseguró hoy que la situación del colectivo trans en este contexto de pandemia es "crítica", debido a que muchas de ellas están sin trabajo y no tienen acceso a subsidios ni ayuda alimentaria, por lo que se ven obligadas a organizar "jornadas solidarias" para sostener a las más necesitadas.

"Las travestis y trans no han podido ser beneficiadas por la ayuda que se dispuso ante esta pandemia, ni al IFE (Ingreso Familiar de Emergencia) ni al Potenciar Trabajo; hay cerca de mil compañeras que no pudieron acceder, no sabemos por qué", explicó Vasquez Haro.

Puntualizó que en la provincia de Buenos Aires "sólo un 15 por ciento de las compañeras trans recibe la ayuda de un bolsón de alimentos cada 20 días o un mes; todas padecen falta de acceso a un trabajo, a una vivienda, a la salud, a todos los derechos".

"El 90 por ciento vive y sobrevive de la prostitución y eso causa estragos, las pone en la marginalidad y al ser su único ingreso, porque no consiguen trabajo, cuando empezó la cuarentena ya no pudieron salir y no tienen dinero para comer, no pueden pagar la pieza en la que viven, las echan y vemos del Estado muy poca respuesta, lo que es lamentanble y preocupante", dijo.

Vázquez Haro organiza jornadas solidarias para sostener a las personas trans que pasan por esta situación.

En este sentido, mencionó el caso de Ghisela Tapia, una joven trans que vive en una casilla de chapas, montada sobre la tierra, en la localidad de Los Hornos, en la periferia de La Plata.

"El caso de Ghisela es muy representativo. Tiene 26 años, hace 2 años que dejó la prostitución porque lo consideraba violento y empezó a cartonear con un carrito. Pero cuando empezó la pandemia, ya no pudo salir a cartonear", explicó Claudia.

VÍDEO: SIN INMUTARSE, UN GATO PRESENCIÓ UNA PELEA ENTRE RATAS.

La llegada del frío agravó aún más la situación de Ghisela, quien dormía sobre un colchón tendido sobre la tierra y donde las heladas atravesaban las chapas y mojaban sus pocas prendas de vestir.

Desde Otrans se organizó una colecta de ropa, muebles, alimentos y materiales que permitieran aislar la casilla de las bajas temperaturas que se registran en la capital bonaerense.

Una empresa de Capital Federal donó varios paneles acústicos y antiincendios, otro una cama con mesas de luz, frazadas, ropa y alimentos .

"Hoy es la primera jornada de lucha por Ghisela, confiamos en armar otras jornadas para mejorar su calidad de vida", apuntó Vasquez Haro.

Vázquez Haro reclamó la ayuda del Ministerio de Desarrollo de la Comunidad y del Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual de la provincia de Buenos Aires e insistió en que la cuarentena "hizo recrudecer la situación de vulnerabilidad que padece el colectivo trans y travesti desde hace años". (Télam)