seguridad

Suspenden el inicio del juicio por el femicidio de una joven y el ataque a su amiga en Ensenada

Por Agencia Télam

19-08-2020 08:45

El juicio que iba a comenzar mañana por la violación y el crimen de una estudiante de medicina ocurrido en 2017 en el partido bonaerense de Ensenada, y en el cual una amiga de la víctima y sobreviviente del ataque es particular damnificada en la causa, fue suspendido por un planteo de la defensa y por medidas de restricción debido al Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), informaron hoy fuentes judiciales.

La decisión fue tomada ayer por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 5 de La Plata, respecto del debate oral en el cual será juzgado Ariel Osvaldo "Papu" Báez (26) por el femicidio de María Emma Córdoba (26) y el ataque a Ana Laura González (28).

Jerónimo Guerrero Iraola, abogado que representa a la sobreviviente como particular damnificada en la causa, explicó a Télam que ayer recibieron “la notificación” del TOC 5, según la cual “dado que algunos miembros del tribunal y de la fiscalía se encontraban dispensados de asistir (al juicio) en el marco del ASPO”, sumado a “un planteo de la defensa, decidieron posponer el debate”.

“Obviamente nos cayó como un baldazo de agua fría”, aseguró el letrado y agregó: “Nosotros consideramos que esto es un flagrante proceso de revictimización, que no se han observado los estándares relacionados con el tratamiento a las víctimas de este tipo de delitos, y por tanto estamos evaluando cuales van a ser los pasos a seguir”.

Por su parte, la joven sobreviviente dijo a esta agencia que el enterarse de la suspensión del juicio a dos días de su inicio “fue una piña en el estómago”, que le generó “mucha angustia y bronca”.

“La verdad es que todo este tiempo, desde que nos confirmaron la fecha hace un mes, vine haciendo un trabajo en terapia bastante completo como para ir preparándome para este día, ya estaba lista para empezar con todo este proceso y para cerrar una etapa”, relató González.

Asimismo, señaló que también se “había preparado mentalmente para volver a verle la cara a este tipo, para escuchar las cosas que haya que escuchar, y para decir las cosas que haya que decir”.

“De momentos tuve ganas de salir a romper todo”, afirmó la joven y concluyó: “Ya lloré mucho, descargué todo lo que tenía que descargar. Ahora sigo enojada por la forma en que lo hicieron pero es cuestión de esperar a que todo esto pase y se dignen a dar una fecha”.

El hecho ocurrió el 8 de julio de 2017, alrededor de las 3.30, en una antigua vivienda de las calles 126, entre 5 y 7, de la localidad bonaerense de Punta Lara, partido de Ensenada, donde Emma estudiaba junto a Ana Laura.

Emma salió a cerrar el portón y a entrar a sus perros cuando fue abordaba por un joven armado que las atacó a ambas, a quienes ató, violó y después prendió fuego la casa con la finalidad de borrar sus huellas.

Durante el ataque, el agresor las sometió a diversas torturas y les provocó heridas utilizando un encendedor y un aerosol que halló en el lugar.

Una vez que el atacante escapó, Ana Laura se arrastró hasta la vereda para pedir ayuda y logró que un vecino diera alerta a las autoridades, a quienes les pudo aportar el apodo del agresor, ya que horas antes ambas se habían cruzado con él en la calle.

Con esos datos, la Policía salió en busca del sospechoso y lo halló durmiendo en la vivienda lindera, donde se encontró ropa ensangrentada, un cuchillo, un arma y una mochila que tenía objetos robados a las víctimas.

La autopsia estableció que María Emma presentaba múltiples heridas, dos de las cuales podrían haber sido la causa de la muerte: un fuerte traumatismo de cráneo y un corte en la zona del cuello.

En tanto, Báez llega al juicio imputado de los delitos de "homicidio agravado por ensañamiento, alevosía o insidia", "abuso sexual con acceso carnal agravado", "privación ilegal de la libertad agravada" y "violación de domicilio", entre otros. (Télam)