seguridad

Por el crimen de una mujer en San Pedro ya hay cuatro detenidos y hubo una marcha de familiares

Por Agencia Télam

19-09-2020 01:30

La causa por el crimen de una mujer que fue asesinada de un balazo cuando se hallaba colgando la ropa en el patio de su casa, en la ciudad bonaerense de San Pedro, ya tiene cuatro detenidos y familiares y amigos de la víctima marcharon para apoyar la investigación de la Fiscalía local, informaron fuentes judiciales.

La fiscal María del Valle Viviani de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 7 de ese distrito recibió a los familiares y vecinos de María Vanesa Martínez (36), asesinada de un disparo el lunes último en medio de disputa barrial entre dos grupos por problemas de vieja data.

"La investigación hoy tiene cuatro detenidos acusados de 'homicidio agravado por el uso de arma fue fuego', una calificación provisoria porque tengo 30 días para resolver la calificación legal de cada acusado" contó la propia funcionaria judicial a Télam.

Por el crimen, la Policía detuvo a los hermanos Ezequiel (27) y Elías (25) Benvenuto, Matías Vergara (29) y Noé Cabrera (26), quienes declararon ante la fiscal y todos se declararon "inocentes".

"Ahora vamos a seguir la investigación con resultados de pericias y vamos a seguir buscando armas que se hayan utilizado en la pelea", agregó la fiscal.

En tanto, unas 50 vecinos marcharon ayer hasta la sede judicial de San Pedro para darle apoyo a la fiscalia que está en plena tarea de investigación por el crimen de Martínez y para que no vuelva a pasar lo mismo con otros habitantes del barrio Cruz Roja.

"Ahora veremos cómo se resuelve con las familias y el barrio para que las peleas entre vecinos no vuelvan a pasar y se cobren otra víctima. La municipalidad y la fiscalía trabajaremos juntos para ver qué solución encontramos en el caso, porque las personas en conflicto son de la misma cuadra y la mujer vivía entre ellas", añadió.

El hecho ocurrió el lunes cuando María colgaba ropa en su vivienda de la calle Saavedra al 1800 de San Pedro, a 180 kilómetros al noroeste de la Ciudad de Buenos Aires, y luego de escuchar disparos fue en busca de sus pequeños hijos que jugaban en el patio para sacarlos de la línea de fuego y recibió un balazo por la espalda.

Según los pesquisas, el domingo uno de los miembros de una de las familias involucradas en el hecho, identificado como Roberto Benvenuto (25), había recibido un disparo y le incendiaron su casa.

Tras este hecho, el hombre quedó internado pero sus hermanos decidieron vengarse y se dirigieron al domicilio de la familia rival, de apellido Cabrera, con la cuál tienen problemas desde hace tiempo por cuestiones de barrio y liderazgo de bandas.

Una vez en el lugar, comenzó el enfrentamiento entre integrantes de ambos clanes que derivó en el crimen de Martínez, quien no pertenecía a ninguno de los dos grupos, explicaron los voceros.

La mujer, madre de cuatro niños, estaba con su esposo observando la secuencia cuando comenzaron los disparos y, en el intento de proteger a una de sus hijas, recibió el tiro.

La víctima fue trasladada en un auto particular al hospital local, donde llegó fallecida, agregaron las fuentes.

Por su parte, el resultado de la autopsia indicó que murió por un shock hipovolémico a causa de la destrucción del pulmón izquierdo producida por un proyectil que ingresó a corta distancia, señalaron las fuentes.

Los pesquisas continúan con las tareas de investigación para establecer quién ejecutó el disparo que dio muerte a la mujer.

Además, se secuestró una escopeta de dos caños calibre .16, un arma tumbera, 15 cartuchos calibre .16 y tres cartuchos del mismo calibre percutados.

La fiscal ordenó los peritajes correspondientes para determinar si el disparo que mató a la mujer partió de algunas de esas armas. (Télam)