politica

Urribarri destacó la cultura de negocios de Israel centrada en la innovación constante

Por Agencia Télam

29-06-2020 02:45

El embajador argentino en Israel, Sergio Urribarri, destacó las iniciativas público-privadas y la cultura de negocios "centrada en la innovación y en la disrupción constante", como balance de las reuniones que mantuvo en sus primeras semanas al frente de la sede diplomática en ese país.

En una entrevista con Télam desde Israel, el ex gobernador entrerriano explicó las negociaciones en marcha para potenciar la exportación de carne kosher y contó sus expectativas para el 8 de julio, cuando presente sus cartas credenciales ante el presidente Reuven Rivlin.

"Estoy contento porque se programó justo en la jornada previa a la conmemoración del Día de la Independencia en Argentina. Más allá de lo protocolar, será el primer contacto con el presidente Rivlin, con quien tendré oportunidad de dialogar sobre nuestra misión", contó Urribarri, que llegó a Israel el 4 de junio y ya trabaja normalmente, luego de realizar la cuarentena de 14 días de rigor.

Para el embajador, en estos primeros días de trabajo se evidenció que es "un momento excelente para relanzar la relación bilateral", y lo atribuyó a diferentes factores, como la visita del presidente Alberto Fernández a Israel en enero, los contactos que mantuvo con el primer ministro Benjamín Netanyahu, y acciones como la adopción de la definición de antisemitismo de la Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto (IHRA, por su nombre en inglés), dispuesta por el canciller Felipe Solá.

Consultado sobre qué encontró a su llegada, Urribarri dijo que se encontró "con un país maravilloso que impacta por su modernidad y también por su cultura y su historia".

"En comparación con nuestros recursos naturales excepcionales, Israel es un país con una superficie pequeña, con poca tierra fértil, con escasez de agua, que debe importar petróleo y aún así muestra una economía fuerte y tiene un desarrollo tecnológico a la vanguardia mundial", agregó.

Para el funcionario "es destacable el modo en que Estado y sociedad cooperan" y mencionó en ese marco "las iniciativas público-privadas, que generan desarrollo".

"Se trata de una cultura muy horizontal y pragmática, y los distintos actores logran unirse para avanzar hacia un objetivo común", detalló.

"A la vez, cuando uno se interioriza y experimenta la cultura de negocios local, tan centrada en la innovación y en la disrupción constante, percibe que hay mucho por hacer y un gran potencial, también para aportar la experiencia y el talento argentinos", siguió el funcionario argentino.

Finalmente, se refirió al comité de trabajo que se creó días atrás para acrecentar los flujos de comercio bilateral entre la Argentina e Israel, integrado por la Cancillería, ambas embajadas, el Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas y la Cámara de Comercio Argentino Israelí.

"Este comité en principio es para potenciar la exportación de carne kosher, que no solo se vende a Israel, sino a Estados Unidos y otros países", remarcó.

En ese sentido, recordó que actualmente desde ese espacio se está monitoreando (junto con gobiernos locales) la tarea de los 98 rabinos que se repartieron entre seis frigoríficos de distintos puntos del país y que, luego de cumplir la cuarentena en las ciudades de destino, ingresaron a las plantas y están trabajando con la tarea de "certificar el producto para agilizar exportaciones por 110 millones de dólares y poder así preservar esos mercados".

"Este año ya se exportaron 8,5 mil toneladas por 60 millones de dólares. Con estas operaciones ya en marcha, se espera que las exportaciones argentinas de carne vacuna a Israel alcancen este año un volumen de 24 mil toneladas y un valor cercano a los 170 millones de dólares", señaló.

Urribarri agregó que el mercado israelí es de importancia vital porque muestra una tendencia ascendente y un diferencial de precio del 42% del resto de los mercados. (Télam)