politica

Legislador porteño propone un programa de conectividad para la educación a distancia

Por Agencia Télam

28-07-2020 06:45

El Legislador porteño del Frente de Todos (FdT) Santiago Roberto presentó hoy un proyecto de Ley que busca garantizar el acceso gratuito a internet a las alumnas y alumnos de escuelas públicas de la Ciudad de Buenos Aires, con el propósito de que continúen con sus estudios a distancia mientras dure el aislamiento social, preventivo y obligatorio por la pandemia de coronavirus.

De aprobarse el proyecto, el programa "Reconectar para la Educación a Distancia (RED)" entregaría a cada alumno, a través del Ministerio de Educación porteño, "una tarjeta SIM de telefonía celular con tecnología 4G, precargada con 5Gb de capacidad de transmisión y recepción de datos por mes hasta que se retomen las clases presenciales", informaron en un comunicado voceros del bloque.

Roberto, por su parte, expresó que "son muchas las familias que nos cuentan que se le consumen los datos de internet de sus teléfonos y no les alcanza la plata para recargarlo. Esto genera que sus hijos no pueden seguir con la educación a distancia".

Y agregó: "Con este programa queremos reducir la brecha digital, teniendo en cuenta que en este contexto no tener internet es no tener acceso a la educación".

Las tarjetas SIM serían recargables sin costo cada 30 días, a través de los sistemas automáticos de las prestadoras de telefonía.

"Este programa viene a complementar el fallo de la Justicia que obliga al Gobierno de la Ciudad a darle una notebook con conexión a internet a cada estudiante en situación de vulnerabilidad. Algo que aún (Horacio) Rodríguez Larreta no cumple", afirmó el legislador.

Y añadió: "Proponemos que el programa RED se financie reasignando las partidas presupuestarias destinadas al mantenimiento de los edificios públicos que están cerrados por la cuarentena y con el dinero que se ahorra en los servicios que hoy no se usan".

La iniciativa cuenta también con las firmas de los legisladores del FdT Matías Barroetaveña y Laura Velasco. (Télam)