politica

Grabois reclamó no exceptuar a jueces, diplomáticos y políticos del congelamiento de la movilidad

Por Agencia Télam

24-12-2019 05:15

El dirigente de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), Juan Grabois, aseguró hoy estar "contento" con "muchas" de las primeras medidas del nuevo gobierno, pero reclamó que no haya excepciones a jueces, diplomáticos y políticos en el congelamiento de la fórmula de movilidad, ya que "si es solidaridad tiene que ser de todos".

En esa línea sostuvo que la ley de Solidaridad y Reactivación Productiva, publicada ayer en el Boletín Oficial, tiene "muchas cosas que nos gustan y que estamos de acuerdo", pero también "una mala segmentación" al discriminar a las jubilaciones por ingresos y no por patrimonio.

"Si es solidaridad tiene que ser de todos. Entonces, los jueces, los diplomáticos y la política no se puede exceptuar", afirmó Grabois en una entrevista con radio La Red.

A su vez, sostuvo que si bien "el problema de la Argentina no es cuánto cobran los diputados", calificó de "barbaridad ética" sus salarios en un contexto en el que "todo el mundo la está pasando mal".

"No va a cambiar la macroeconomía del país por eso pero, si sos diputado, estás dando un mensaje de la ética de las prioridades si te congelás el sueldo o te lo bajás un 20 por ciento", agregó.

Por otra parte, dijo que el presidente Alberto Fernández tuvo una posición "muy digna en un contexto complicado" respecto de la situación en Bolivia al "plantarse en una posición de independencia y soberanía ante la presión geopolítica norteamericana para consolidar el golpe de Estado"

"Algunas de las primeras políticas económicas son acertadísimas, medidas de redistribución de la riqueza, poner un mango en el bolsillo de los que perdieron estos años", aseguró Grabois, quien dijo estar "contento" y sentirse "interpelado y en línea".

Por otra parte, consultado sobre la decisión de los ministros de Seguridad, tanto de la Nación como de la provincia de Buenos Aires de discutir la legalización de drogas, aseguró que no le gusta "la idea de ir liberalizando todo", ya que "es actuar sobre consecuencias y no sobre causas".

"En los barrios hay veneno, hay que tener cuidado con los mensajes que se dan", afirmó Grabois, para quien "el consumo adictivo de sustancias destructivas se lleva la vida de miles de pibes y no solo por una cuestión de legalidad".

"En las barriadas, los curas dicen usualmente que 'la droga está legalizada de hecho'. Lo que hay que hacer es estudiar cuál es el impacto en los contextos y si eso va a hacer bien o daño", afirmó el dirigente de la CTEP, que reconoció que "no hay que ser hipócrita, el consumo existe y crece".

"Tengo cierta desconfianza a las propuestas liberalizadoras como si fueran solución de algún problema. Eso no quiere decir que los tribunales tengan causas de pibes con consumo. Eso hay que cambiarlo", expresó. (Télam)