politica

Galmarini advirtió que el macrismo dejó AySA con déficit enorme e indemnizaciones millonarias

Por Agencia Télam

21-01-2020 09:45

La presidenta de Aguas y Saneamientos Argentinos (AySA), Malena Galmarini, advirtió hoy que la gestión de Juntos por el Cambio dejó la empresa con un "déficit enorme (y gastos en) indemnizaciones millonarias, pasajes de cabotaje entre agosto y octubre del año pasado y viajes internacionales a todos lados y todo el tiempo".

Galmarini destacó que el presidente Alberto Fernández "ya dijo que el agua y las cloacas para los vecinos van a ser fundamentales no sólo en el Conurbano sino en todo el país".

Al trazar un repaso de la administración anterior, la funcionaria planteó que el macrismo dejó AySA con un "déficit enorme" que la actual gestión busca "revertir".

Al respecto, indicó que "quedaron adeudados 6.500 millones de pesos del año pasado", además de que, apuntó, "hay una proyección para este año de alrededor de 30 mil millones de pesos".

"Estamos trabajando en buscar financiamiento internacional y trabajando también en los barrios más humildes, que es donde más se necesita" el servicio de AySA, añadió por C5N.

Acerca de los gastos efectuados por la anterior administración macrista de AySA, Galmarini reseñó que en los gastos figuraban "un auto cada tres empleados, directores con indemnizaciones millonarias, teléfonos celulares pagos más allá de lo altos que eran los sueldos, choferes los 365 días del año, a toda hora, y viajes internacionales a todos lados, todo el tiempo".

Además, consignó Galmarini que están "auditando la cantidad de pasajes de cabotaje entre agosto y octubre" del año pasado, entre las PASO y las elecciones generales, lo que consideró "por lo menos, suspicaz".

Por último, señaló que, durante la pasada administración, "en la pelea entre (Marcos) Peña y (Rogelio) Frigerio", que se desempeñaron como jefe de Gabinete y ministro del Interior, respectivamente, "habían recortado la pauta oficial, y entonces encontraron otra manera de usar los fondos de la empresa a través de relaciones institucionales, y armaban campañas que nadie vio y nadie conoce, y que también eran millonarias". (Télam)