politica

El Presidente dijo que Argentina está en instancia de la pandemia en la que no hay antecedentes

Por Agencia Télam

02-06-2020 05:15

El presidente Alberto Fernández dijo hoy que Argentina está en una instancia de la pandemia de coronavirus "en la que no hay antecedentes", que es la propagación del virus en los barrios populares, situación que en Europa no existe, y aseguró que está "buscando soluciones" a través de la calidad científica del país.

En declaraciones a la radio Metro, el jefe de Estado defendió la necesidad de que la cuarentena sea estricta en barrios como Villa Azul, en la provincia de Buenos Aires, debido a la velocidad de los contagios, porque "son muy populosos y las condiciones de vida muy precarias, con muy alta cercanía".

Esa situación, sostuvo, produce "estallidos de contagios, así como también sucede en reuniones sociales como fue lo ocurrido en el baby shower, en Necochea.

El Presidente aseguró que "está claro que en el AMBA tenemos un problema y debemos esperar cuidadosamente cómo evoluciona", pero remarcó que "el resto del país evoluciona bien", al referirse al número de infectados por coronavirus.

Asimismo, destacó que se hizo "muchísimo con la cuarentena" y afirmó: "Salvamos muchas vidas con la cuarentena, pero sabemos que es una medida que tendrá consecuencias y tenemos que prepararnos para afrontarlas".

El jefe de Estado aseguró que su sueño "no es enamorarse de la cuarentena, y sostuvo esa medida "es el único remedio que la ciencia dice que funciona".

"¿Alguien puede pensar que me puedo enamorar de la cuarentena? ¿Ese puede ser el sueño de un Presidente? Quiero un país que produzca, que esté de pie. Estamos aplicando el único remedio que la ciencia dice que funciona", señaló.

El mandatario destacó que le preocupa "cuidar la salud mental de los argentinos" en el contexto de la pandemia.

"Nos preocupan las situaciones de femicidios, violencia de género y suicidios que se pueden dar en el aislamiento, es algo que estamos tratando desde el primer día, por eso propuse la salida de los chicos", expresó en ese sentido y dijo que "estamos atentos a los casos de violencia familiar en los barrios".

En otra parte de la entrevista, dijo que "el Estado se está ocupando de los más necesitados", y aseguró que la situación que se vive en Estados Unidos "tiene que ver con la desigualdad, no con la pandemia".

"La comunidad negra en Estados Unidos sufre a diario ese tipo de abusos y lo que estamos viendo es una reacción a la desigualdad. No nos podemos hacer los distraídos ante eso".

Consultado sobre las manifestaciones en contra de la cuarentena, sostuvo que no entiende las protestas, pero sí "al que demanda poder trabajar", aunque sostuvo que la decisión de la cuarentena "no es un hecho arbitrario".

El Presidente aseguró que desde el Gobierno se trabaja desde el primer momento en las "consecuencias psicológicas del aislamiento", dijo que el hecho de que los chicos no puedan salir a la calle "es una consecuencia no querida" de la cuarentena y por eso reconoció que "por recomendación de los médicos" se habilitaron salidas el fin de semana.

"Pedimos con el presidente de Francia, Emmanuel Macron, en el G-20 que toda la información sobre la vacuna del coronavirus sea socializada por todos los países. Es lo mejor que puede pasar", señaló el primer mandatario en otra parte de la entrevista.

Por otra parte, aseguró que no mandó a "parar ningún Tribunal, ni ninguna Cámara ni el Congreso", sino que son decisiones de cada poder que lo "exceden", y dijo respecto al Impuesto a la riqueza que "se está moviendo y lo están trabajando" el proyecto en la Cámara de Diputados pero dejó claro que no depende de él.

Consultado sobre los créditos UVA, aseguró que "el tema de los créditos UVA abarca a un número chico de los deudores hipotecarios" y manifestó que "de todos modos, nos hemos ocupado de ellos. Vamos a seguir a ayudando a los trabajadores que lo necesiten" (Télam)