politica

Chaves: la política exterior del Gobierno no tiene prejuicios ideológicos

Por Agencia Télam

19-07-2020 02:30

El jefe de Gabinete de la Cancillería, Guillermo Chaves, aseguró hoy que la política exterior del Gobierno no tiene "prejuicios ideológicos", se rige por el "multilateralismo" y rechaza el "alineamiento incondicional" con cualquier potencia o país del mundo.

Además, en una entrevista concedida a Télam, Chaves desestimó las críticas opositoras a las relaciones internacionales impulsadas por el presidente Alberto Fernández, señaló que a algunos dirigentes "les cuesta mucho entender" la decisión de "priorizar la defensa de los intereses del pueblo argentino" y calificó de "malintencionado" el comunicado del PRO sobre la postura de la Casa Rosada ante la crisis política que vive el país gobernado por Nicolás Maduro.

-Télam: ¿Algunos analistas leen la eventual participación de Alberto Fernández, el 21 de julio próximo, en el Council of Américas, como un intento de acercamiento a los EEUU. ¿Está de acuerdo con esta lectura?

-Chaves: Para la confirmación del Presidente en una actividad prevista para el 21 de julio todavía tenemos que esperar un poco más (risas). El Presidente y el canciller Solá no se negaron a participar en ningún foro en el cual podamos plantear la defensa de los intereses del país. No tenemos ningún prejuicio ideológico. Argentina tiene una excelente relación con China, Rusia, la Unión Europea y por supuesto con los Estados Unidos. No hay alineamiento incondicional con nadie, creemos en el multilateralismo, en un capitalismo con rostro humano, en un estado que tenga un rol articulador del desarrollo, que priorice la vida y la salud de las personas.

-T: Sin embargo, hay sectores políticos que endilgan al Gobierno una política exterior zigzagueante ¿Cuesta pensar en la asunción de relaciones maduras con el mundo a partir de la defensa de los intereses propios?

-Ch: Claro, el tema es que a veces a cierta oposición le cuesta mucho entender una posición como la nuestra. Lamentablemente, a partir de un nivel de colonización mental, muchos dirigentes demostraron en los hechos, que, en lugar de defender los intereses nacionales, priorizaron caer bien y fueron complacientes con los intereses extranjeros. Nuestra posición no es zigzagueante, prioriza la defensa de los intereses del pueblo argentino. Insisto, eso hace que no estemos alienados en forma dogmática con ninguna potencia, ni que tengamos prejuicios ideológicos a la hora de vincularnos con el mundo.

-T: El Presidente Fernández y el canciller Solá tuvieron que salir a aclarar que la postura con relación a Venezuela "es la misma de siempre" ¿Piensa que lo expresado por el embajador Federico Villegas ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas no fue del todo clara o hubo una tergiversación interesada de algunos sectores?

-Ch: Creo que en lo que vos decís está la clave: hubo una tergiversación. Nuestra posición no ha variado en lo más mínimo. Desde el inicio de la gestión de Alberto Fernández sostenemos la misma postura en relación a la situación política en Venezuela: creemos en la autodeterminación de los pueblos, en una solución pacífica del conflicto venezolano, a través de una salida institucional y democrática. También planteamos que el aislamiento y el grave bloqueo económico al que está sometido el pueblo venezolano no es bueno para encontrar una salida a esa situación.

-T: En un comunicado, el PRO felicitó al Gobierno por su "profunda preocupación" por la situación de los derechos humanos en Venezuela, una interpretación que asumieron algunos medios...

-Ch: Hubo una intención malintencionada por parte del PRO al sacar un comunicado que pone en boca de la representación argentina algo absolutamente falso y también existió una interpretación sesgada de algunos medios de comunicación. Nosotros estamos preocupados por la situación humanitaria en Venezuela, pero en ningún momento hablamos de dictadura, ni de violación de derechos humanos. Lo expresado por nuestro embajador (ante los organismos internacionales en Ginebra) Villegas fue en el contexto de la presentación del informe de la alta comisionada de la U, para los Derechos Humanos, (Michele) Bachelet. La postura argentina sobre la preservación de los derechos humanos en Venezuela sigue la misma regla que tenemos para cualquier país del mundo.

-T: ¿La Argentina va a reconocer los comicios parlamentarios convocados para el 6 de diciembre por el presidente Maduro?

-Ch: Siempre sostuvimos que los problemas de Venezuela deben ser resueltos por los propios venezolanos. La mejor salida a la crisis política es una solución pacífica, a través del diálogo y, fundamentalmente, a partir de elecciones transparentes. Este año hay elecciones legislativas en Venezuela y, en ese camino, vamos a cooperar para que, sin ningún tipo de injerencia externa, ese país pueda salir adelante.

-T: ¿Piensa que los proyectos enviados al Congreso para refirmar los derechos soberanos sobre Malvinas, incidirán para que el Reino Unido se siente en una mesa de negociaciones para resolver la disputa con Argentina?

-Ch: Hacemos lo que corresponde hacer como un país soberano con derechos irrenunciables -como marca la Constitución- sobre nuestro territorio, que, por supuesto, incluye nuestras Islas Malvinas. Las tres leyes (la ley de creación del Consejo Malvinas, la de sanciones a la pesca ilegal y la de demarcación de la plataforma continental) son un combo que ratifica lo que pensamos para el Atlántico Sur. La creación del Consejo responde a la necesidad de plantear a la cuestión Malvinas como una política de Estado, con estrategias a mediano y largo plazo, para la recuperación de las islas y, al mismo tiempo, nos permitirá terminar con acciones como las que han llevado algunos Gobiernos de ocasión que atentaron contra esta voluntad, como el pacto Foradori - Duncan, del año 2016, a partir del cual el Gobierno de (Mauricio) Macri prácticamente hace una entrega de la soberanía de las islas y de nuestros recursos naturales.

(Télam)